Estados Unidos

La Fed pudiera subir antes las tasas

La Reserva Federal podría adelantar la subida de los tipos de interés de referencia si se consolida la mejoría, especialmente en el mercado laboral, dijo el martes su presidenta, Janet Yellen, quien matizó que la recuperación “aún no es completa”.

En su comparecencia semestral ante el Senado para explicar la política monetaria, Yellen insistió en que, de mantenerse los indicadores económicos de mejoría, la Fed prevé continuar la progresiva retirada del multimillonario programa de compra bonos, lanzado en diciembre del 2012, en $10,000 millones por reunión, “hasta concluirlo en octubre”.

La presidenta del banco central se mostró contundente en este aspecto al señalar que para cambiar el ritmo de la retirada debería producirse “un cambio muy significativo” en las perspectivas económicas.

Y abrió la puerta a que la subida de los tipos, que permanecen entre el 0% y el 0.25% desde diciembre del 2008, se produzca “antes de lo esperado”, particularmente si continúan los progresos en la reducción de la tasa de desempleo.

Inmediatamente después volvió a su calculada ambigüedad al matizar que la Fed debe ser especialmente cuidadosa a la hora de mover los tipos de interés, ante los “falsos amaneceres” que han caracterizado la salida de la Gran Recesión, la mayor crisis en EEUU en ocho décadas.

Los mercados analizan con detenimiento cada palabra de Yellen, ya que esta posible alza de tipos es considerada como el principio del fin del dinero barato en el país.

Pese a que el desempleo se situó en junio en el 6.1%, la cifra más baja desde septiembre del 2008, y a que en el primer semestre del año se han creado más de 1.4 millones de empleos, Yellen precisó que “la participación en la fuerza laboral aparece más débil de lo que uno debería esperar”.

Se mostró, además, sorprendida del “escaso progreso reciente mostrado por el sector inmobiliario”, algo que calificó de “desalentador”.

Con respecto a la reciente contracción de la actividad económica en el primer trimestre del año en un 2.9%, Yellen dejó traslucir mayor optimismo.

“Mi lectura ahora es que el declive en el PIB es en gran parte debido a factores que consideraría transitorios”, dijo ante los congresistas, citando como indicios positivos el aumento en las nóminas de las empresas y la subida en los índices de confianza del consumidor.

Por ello, sostuvo que la recuperación “continúa”, pero que no se ha completado “todavía”, y defendió que la actual política de estímulo monetaria sigue siendo “apropiada”.

En su última reunión del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC), que dirige la política monetaria, la Fed redujo sus proyecciones de crecimiento para el 2014 a una horquilla entre el 2.1% y 2.3%, frente al 2.8% y 3% pronosticados en marzo.

Por último, los congresistas no perdieron la ocasión de preguntar a Yellen acerca de los temores por la posible generación de burbujas financieras en los mercados debido al prolongado periodo de bajos tipos de interés.

“Los indicadores econométricos reflejan una sustancial tensión en algunos sectores, principalmente en biotecnología y medios sociales”, reconoce el reporte que acompañaba la presentación de Yellen, primera presidenta de la Fed en sus cien años de historia.

Pero remarcó que, a nivel general, “los precios de los activos permanecen en línea con la norma histórica”.

  Comentarios