Comunidades

Activan toque de queda en Miami-Dade para menores de 16 años

La mayoría de escuelas en Miami-Dade terminan su año escolar esta semana y los estudiantes podrán disfrutar de su libertad.

Bueno... más o menos. En realidad será una libertad “condicional”.

Con el objetivo de disminuir la violencia en la ciudad, la Policía de Miami-Dade activó esta semana un toque de queda para aquellos con 16 años de edad o menos, que se mantendrá vigente hasta el final del verano.

El detective y portavoz de la Policía, Argemis Colome, indicó que no habrá agentes de Miami-Dade asignados a aplicar la ley, sino que cada departamento de Policía local decidirá cómo hacer cumplir la medida.

El horario es de 11 p.m. a 6 a.m., de domingo a jueves, y desde la medianoche a las 6 a.m. los viernes y sábados.

La ordenanza de Toque de Queda Juvenil fue aprobada por la Comisión del Condado en 1994 y estipula que es ilegal que cualquier menor esté en cualquier lugar público del condado Miami-Dade, ya sea a pie o en un vehículo, durante ciertas horas. Los padres y tutores legales deben asegurarse que se obedezca el toque de queda según indica la ley.

Si un policía encuentra a un menor en un lugar público durante el toque de queda, le preguntará su nombre y el motivo por qué se encuentra ahí. Luego llamará a la persona encargada del menor para corroborar los hechos.

Si por alguna razón el agente no considera creíble la justificación, llevará al menor a su casa y le dará una citación, de acuerdo con Colome. Si un menor tiene tres citaciones por violar la ley, los adultos responsables pueden recibir una multa de hasta $500.

Algunas de las razones aceptables para que un menor viole el toque de queda son que esté acompañado por un adulto, que esté trabajando, tenga permiso escrito de sus padres o tutores; asista a un evento religioso, cívico o patrocinado por el condado o que no tenga hogar.

Para ver la lista completa, puede visitar esta página.

  Comentarios