Linea de Inmigración

Línea de inmigración: ¡Lo que a unos les sobra a otros les falta!

Hola doctor Rosenow y señora Teresa, saludos y voy con mi pregunta porque sé que su tiempo es escaso.

¿Cuáles son los pasos ideales para que mi hijo y su familia, siendo ciudadanos canadienses puedan acogerse a la ley de ajuste cubano si vienen de visita a Estados Unidos y deciden quedarse un año y un día? El mes próximo vienen de visita por tercera vez.

Yo lo pedí como ciudadana americana (hijo casado con mexicana y tienen dos hijas nacidas en Canadá de 3 y 4 años), pero llevo 11 años esperando por la categoría, para que le otorguen las visas.

Sé que está cerca porque sigo el boletín (de visas del Departamento de Estado), pero han pasado tantos años que me retiré y ahora me preocupa no poder hacerle frente al affidavit de support. Ya el Centro Nacional de Visas (NVC) nos anunció lo que tenemos que hacer para empezar el proceso. Necesito sus sabios consejos una vez más.

Le agradeceré eternamente una respuesta por esta vía (porque no recibo el periódico), lo antes que usted pueda.

Muchas gracias y muchas bendiciones para ustedes dos.

Sinceramente, Ada Méndez. (Vía correo electrónico).

Su hijo, su nuera y sus nietos tienen el privilegio de tener dos opciones para realizar el sueño de tomar la residencia permanente de los Estados Unidos. Ellos tienen de sobra lo que a mas de 11 millones de extranjeros ilegales en este país, les falta.

En primer lugar, si ya han pasado 11 años desde que usted hizo la reclamación I-130 por su hijo casado, con esposa mexicana y dos niñas canadienses, su fecha de turno ya está corriente. Para el mes de agosto, el Departamento de Estado estará procesando a los extranjeros cuya fecha de prioridad es febrero 2004, lo cual significa que hay número de visa disponible para la 3ª. Preferencia, petición de madre ciudadana de Estados Unidos por hijo casado.

Su preocupación por la garantía de soporte financiero, es absolutamente válida pero tal vez infundada. Usted necesita tener un ingreso anual de $35,512 anuales para asegurarle al gobierno que el grupo familiar de 4 individuos no se va a convertir en carga pública para nuestro gobierno. Sin embargo, si sus ingresos anuales no fueran suficientes, se pueden combinar con los bienes que tenga en su haber, como ahorros en el banco, el valor de su casa, si está libre de hipotecas, aun más, si su hijo tiene dinero propio que lo pueda demostrar, se puede utilizar para superar el faltante en los ingresos de usted, la peticionaria, arriba mencionados. Todavía, adicionalmente usted puede buscar entre su familia y amistadas un co-garante que someta una segunda garantía de sostenimiento por alguno o algunos de ellos.

Ellos entrarían con residencia permanente desde el primer día de su arribo en los Estados Unidos iniciando así el camino hacia la ciudadanía de este país, 5 años más tarde.

En segundo lugar, la opción de ingresar de visita y quedarse más allá del tiempo autorizado hasta cumplir los 366 días de presencia física para luego solicitar el ajuste cubano, expondrá a su hijo a un tiempo de temores e incertidumbre. Existe la variante de que su hijo obtenga la partida de nacimiento cubana mediante inscripción del nacimiento de sus niños en el consulado cubano en Canadá y así padre y niños presentarse a un inspector de Inmigración de los Estados Unidos en un puerto de entrada en la frontera para solicitar admisión como cubanos bajo parole con el consiguiente permiso de trabajo. Para la nuera mexicana no existe esta opción por cuanto el beneficio de “pies secos y pies mojados” es exclusivamente para cubanos.

Puesto a escoger, personalmente optaría la emigración bajo la petición que usted hizo por su hijo, lo cual ahorraría a todos ustedes incertidumbre y ansiedades innecesarias.

Les deseo mucho éxito y lo más importante es que usted, querida doña Ada, disfrute de la alegría de tener a su hijo y nuera de este lado de la cerca y sobre todo que pueda realizarse como la magnífica ada-abuela de sus dos preciosas nietas.

MANFRED ROSENOW es un

abogado y periodista de Miami

especializado en temas de inmigración.

Escríbale a El Nuevo Herald,

3511 NW 91 Avenue, Doral FL 33172 o al correo electrónico rosenowesq@aol.com

  Comentarios