América Latina

Regiones opositoras de Bolivia buscan protección internacional

Un policía antimotines escolta una manifestación de seguidores de Evo Morales en la región de Santa Cruz el miércoles 24 de septiembre.
Un policía antimotines escolta una manifestación de seguidores de Evo Morales en la región de Santa Cruz el miércoles 24 de septiembre. AFP/Getty Images

Los prefectos y líderes civiles de las regiones rebeldes de Santa Cruz, Tarija, Beni y Pando realizan gestiones para "un protectorado ante la eventualidad que el gobierno quiera arremeter contra las regiones autonomistas'', dijeron este jueves fuentes civiles de esas regiones.

"Hemos solicitado un protectorado ante la eventualidad de que el gobierno quiera arremeter contra las regiones autonomistas, como ya lo ha hecho con Pando dictando un estado de sitio, además de confinar y detener a su prefecto'', sostuvo el presidente del comité civil de Beni, Alberto Melgar.

"Las gestiones que se están haciendo de parte de la dirigencia cívica, como también de los prefectos de los cuatro departamentos, es de una protección internacional'', corrobó Patricia Galarza, vicepresidente del comité cívico de Tarija, a la radio Fides.

El prefecto de Pando, Leopoldo Fernández, está confinado por el gobierno en La Paz. Además, la justicia lo recluyó en una cárcel de esa ciudad en el ámbito de medidas cautelares bajo la acusación de haber ordenado una masacre de campesinos por parte de sicarios bolivianos, peruanos y brasileños.

Dieciséis campesinos fueron abatidos a tiros el 11 de septiembre en una emboscada en una población en las afueras de Cobija, capital de Pando, en el marco de la violencia que vivió Bolivia las pasadas semanas.

De acuerdo a esas mismas fuentes es el presidente del Comité Cívico Pro Santa Cruz, Branko Marinkovic, el encargado de realizar gestiones ante países, cuyos nombres se rehusaron a revelar.

Las gestiones se realizan en momentos en que los acuerdos políticos que se negocian entre el gobierno y la oposición sufrieron este jueves una nueva postergación.

  Comentarios