El senador Julio María Sanguinetti (i), ex presidente de Uruguay, habla durante la reunión extraordinaria de la Asamblea General del Parlamento en Montevideo, para una reforma legal para despenalizar el aborto en Uruguay, al quedar paralizada después de que la Asamblea no lograra levantar el veto que impuso el presidente Tabaré Vázquez contra la opinión de sus propios correligionarios políticos, al no lograrse los tres quintos de los votos de cada Cámara necesarios para levantar la negativa presidencial a una reforma que había sido aprobada por la coalición de izquierdas.
El senador Julio María Sanguinetti (i), ex presidente de Uruguay, habla durante la reunión extraordinaria de la Asamblea General del Parlamento en Montevideo, para una reforma legal para despenalizar el aborto en Uruguay, al quedar paralizada después de que la Asamblea no lograra levantar el veto que impuso el presidente Tabaré Vázquez contra la opinión de sus propios correligionarios políticos, al no lograrse los tres quintos de los votos de cada Cámara necesarios para levantar la negativa presidencial a una reforma que había sido aprobada por la coalición de izquierdas.
El senador Julio María Sanguinetti (i), ex presidente de Uruguay, habla durante la reunión extraordinaria de la Asamblea General del Parlamento en Montevideo, para una reforma legal para despenalizar el aborto en Uruguay, al quedar paralizada después de que la Asamblea no lograra levantar el veto que impuso el presidente Tabaré Vázquez contra la opinión de sus propios correligionarios políticos, al no lograrse los tres quintos de los votos de cada Cámara necesarios para levantar la negativa presidencial a una reforma que había sido aprobada por la coalición de izquierdas.

Presidente uruguayo deja el Partido Socialista por diferencias sobre aborto

04 de diciembre de 2008 01:52 PM