América Latina

Bolivia dice crisis con Perú no se debe a problema personal con Alan García

El vicecanciller de Bolivia, Hugo Fernández, aseguró hoy que la crisis con Perú por dar asilo a tres ex ministros bolivianos reclamados por la Justicia de La Paz no se debe a un problema personal con el presidente peruano Alan García.

''Perú no debe sobrerreaccionar al pensar que esto es un asunto personal con el presidente Alán García'', señaló Fernández en rueda de prensa durante su visita a Moscú.

El alto funcionario boliviano subrayó que "el presidente (Evo) Morales cuando expresa su desagrado por ese asunto está expresando el sentimiento y desagrado de la mayoría del pueblo boliviano''.

''Los personajes que han buscado asilo en Perú tienen prontuarios muy grandes relacionados con los hechos que sucedieron en el 2003 y que dieron lugar a la renuncia del presidente Sánchez de Lozada'', apuntó

Fernández añadió que Bolivia tiene "motivos suficientes para estar en desacuerdo con esa decisión peruana''.

''Respetamos su decisión. Perú está en su derecho soberano de tomar las decisiones que crea conveniente y nosotros también estamos en nuestro derecho soberano de decirle que estamos en desacuerdo'', indicó.

El presidente boliviano anunció la pasada semana que estudia demandar a Perú por el asilo que otorgó a mediados de este mes a los ex ministros Mirtha Quevedo (Participación Popular), Javier Torres Goitia (Salud) y Jorge Torres Obleas (Desarrollo Económico).

Estos son tres de los 17 acusados de genocidio junto con el ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada por la muerte de más de 60 personas durante la represión de una ola de protestas sociales en octubre de 2003.

El vicecanciller boliviano reconoció que "los procesos judiciales toman su tiempo y que quizás este ha tomado demasiado tiempo también por los esquemas de defensa que utilizan los abogados de los acusados''.

Fernández se refería a los recursos legales como la recusación presentada por los abogados del ex ministro boliviano de Gobierno (Interior) Yerko Kukoc, que la Corte Suprema de Justicia desestimó esta semana.

''El juicio contra esas personas seguirá su curso y nosotros estamos esperando la decisión que las autoridades judiciales en este caso'', indicó.

También desveló que Bolivia ha remitido "un dossier a las autoridades judiciales peruanas y las que se encargan de los temas de concesión de refugio''.

De los imputados por este caso, además de los tres huidos a Perú, se encuentran fuera de Bolivia otros cinco ex ministros y el propio Sánchez de Lozada, quien se refugió en Estados Unidos.

La decisión de Perú creó un conflicto entre los Gobiernos de La Paz y Lima hasta el punto de que Morales advirtió que las relaciones diplomáticas entre ambos países estaban en "alto riesgo''.

  Comentarios