América Latina

Restos recuperados en el mar no son de avión de Air France

Restos de materiales recuperados el jueves por la Fuerza Aérea Brasileña, que inicialmente los consideró como partes del avión de Air France desaparecido, no pertenecen a ese aparato, informó un portavoz oficial, pero los operativos continúan para recoger nuevos fragmentos que permitan aclarar una catástrofe rodeada de misterio.

"Hasta el momento ningún material de la aeronave fue recuperado'', aseguró el director del Departamento de Control del Espacio Aéreo brasileño, el brigadier Ramón Cardoso, en rueda de prensa en Recife (nordeste).

En la tarde del jueves, un helicóptero de la Marina había rescatado del mar un fragmento que inicialmente fue anunciado por la Fuerza Aérea como un "pallet'', un soporte del sector de cargas del avión. Además, habían sido rescatadas dos boyas.

Se trataba de los primeros materiales recuperados en los operativos que se desarrollan en el área donde fueron ubicados los restos del Airbus A330 de Air France desaparecido el lunes con 228 personas a bordo. La nave había despegado desde Río de Janeiro con dirección a París.

"Es un pallet de madera, y no se utilizan piezas de madera en esa aeronave. Existen pallets de madera en algunos aviones, pero no había ninguno en ese vuelo a París. De modo que podemos confirmar que el pallet no formaba parte de los restos de la aeronave'', dijo el militar.

Esa pieza, dijo Cardoso, fue recogida por la necesidad de aportar evidencias a las investigaciones. "Estaba en el mar y teníamos que analizarlo. Cualquier objeto que encontremos tenemos que recogerlo y analizarlo, y solamente después descartar aquellos no sean parte de la aeronave'', dijo.

De igual forma, Cardoso indicó que una enorme mancha de aceite avistada en el mar, en la zona donde se concentran las búsquedas, fue descartada como perteneciente a la aeronave, ya que se trata de una cantidad demasiado grande para pertenecer a un avión.

Aunque los operativos para rescatar fragmentos de la aeronave en el mar recién comenzaron, luego de que el martes se produjeran los primeros avistamientos de fragmentos flotando en el océano, este intento fallido por aportar algún elemento que permita comenzar a desentrañar las causas de la tragedia, alimenta el misterio que rodea el desastre.

Luego de una jornada en la cual la prioridad para los operativos de rescate fue buscar cuerpos y eventuales sobrevivientes, la tarea de recoger los restos del aparato comenzó en la madrugada.

Las esperanzas de hallar con vida a alguno de los ocupantes del aparato, se desvanecen poco a poco.

Altos funcionarios de Air France dijeron a familiares en Francia que "no hay esperanzas'' de encontrar personas con vida, informó un grupo de ayuda a las víctimas.

Este jueves las condiciones meteorológicas en el área de búsqueda eran buenas, informó la Fuerza Aérea Brasileña, cuyos helicópteros y aviones despegan a buen ritmo de la isla mayor del archipiélago Fernando de Noronha, a 350 km de la costa Atlántica brasileña, constataron periodistas de la AFP.

Allí siguen llegando materiales en aviones de carga, entre ellos, bolsas para cadáveres, reportó un fotógrafo de AFP en el lugar.

Mientras tanto, en Río de Janeiro tuvo lugar una ceremonia ecuménica en honor a las víctimas, a la que asistió el canciller francés Bernard Kouchner.

El acto comenzó con los himnos francés y brasileño, y un minuto de silencio para recordar a los ocupantes del vuelo AF 447. Líderes espirituales de varios credos dieron su mensaje a las familias.

La ceremonia replica la realizada el miércoles en París con la presencia del presidente francés Nicolas Sarkozy.

"París-Río-París es normalmente un camino de alegría. Los franceses y los brasileños se quieren, se conocen y tienen una visión común de la sociedad. Vine a decirles que estamos sufriendo'', dijo Kouchner durante la ceremonia.

El ministro brasileño de Relaciones Exteriores, Celso Amorim, transmitió un mensaje de solidaridad del presidente brasileño Luis Inacio Lula da Silva.

Los motivos de la tragedia en tanto siguen envueltos en misterio, y las explicaciones sobre probables causas se multiplican en la prensa, sin que existan aún informes oficiales al respecto, ya que las cajas negras que registran los datos de vuelo aún no han sido encontradas.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios