América Latina

Guerra antidroga tiñe celebración de bicentenario de Independencia mexicana

Detalle de este 13 de septiembre de 2010 de las pruebas de luz y sonido que enmarcarán los festejos de la noche del grito de Independencia este 15 de septiembre en Ciudad de México. A pesar de la catarata de filmes y libros surgidos al hilo de los festejos en México por el Bicentenario de la Independencia y los cien años de la Revolución, las novedades que éstos arrojan sobre los dos siglos de vida del país son escasas. EFE/Guillermo Perea
Detalle de este 13 de septiembre de 2010 de las pruebas de luz y sonido que enmarcarán los festejos de la noche del grito de Independencia este 15 de septiembre en Ciudad de México. A pesar de la catarata de filmes y libros surgidos al hilo de los festejos en México por el Bicentenario de la Independencia y los cien años de la Revolución, las novedades que éstos arrojan sobre los dos siglos de vida del país son escasas. EFE/Guillermo Perea

México celebra este miércoles 200 años de Independencia en medio de lo que algunos analistas llaman "depresión nacional'' por la violencia atribuida a la lucha contra el narcotráfico que ha dejado 28.000 muertos y plantea un serio reto para la mayor nación de habla hispana.

El presidente Felipe Calderón se refirió al combate al crimen organizado en la cena de bienvenida ofrecida la noche del martes a medio centenar de invitados especiales al bicentenario de la Independencia.

"Enfrentamos desafíos globales que afectan a nuestra nación pero que tenemos que resolver entre todas las naciones (...). Desafíos tales como el crimen organizado trasnacional que amenaza la paz y la democracia de nuestros países'', dijo.

Entre los invitados se encontraban los presidentes de Guatemala, lvaro Colom; Honduras, Porfirio Lobo; El Salvador, Mauricio Funes; Panamá, Ricardo Martinelli, y Colombia, Juan Manuel Santos.

La cifra de muertos que según las autoridades ha dejado la violencia ligada al crimen organizado, la más alta desde la revolución mexicana hace un siglo, ha creado "una depresión nacional'', asegura el historiador Enrique Krauze, director de la revista Letras Libres.

"Estamos obnubilados con el pesimismo, con la depresión que tiene que ver con el crimen y la súbita guerra contra el narcotráfico'', dijo Krauze al diario Milenio.

Desde otra orilla ideológica, la escritora y activista política de izquierda Elena Poniatowska, una de las intelectuales con mayor renombre en el país, coincide en que la violencia generada por el narcotráfico "ha mermado el ánimo de los mexicanos''.

"No hay nada que festejar, el gobierno se está gastando millones (en la lucha contra el narcotráfico), en vez de gastarlos en la gente, en el bienestar de los mexicanos'', dijo a la AFP la autora de títulos emblemáticos del periodismo mexicano como 'La noche de Tlatelolco' y 'Hasta no verte Jesús mío'.

El gobierno ha invertido más de 40 millones de dólares en el acto central del festejo que se cumplirá en la histórica plaza del Zócalo capitalino, poco antes de la medianoche del miércoles con la ceremonia de 'El grito', a la que asistirá medio centenar de invitados especiales de todo el mundo.

Las principales ciudades han sido engalanadas con cintillos y luces con los colores de la bandera, y se anuncian conciertos multitudinarios y fuegos artificiales en casi 2.000 poblaciones simultáneamente.

Pero el ambiente festivo coincide con una sensación generalizada de que hay poco que celebrar.

"La violencia del narcotráfico obviamente ha permeado de temor los preparativos para estos festejos'', señaló a la AFP Edgar Adrián Mora, investigador y profesor de Historia de América Latina en la jesuita Universidad Iberoamericana.

Hace una semana, la secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, desató una polémica al asegurar que México "se está pareciendo cada vez más a Colombia hace 20 años, cuando los narcotraficantes controlaban ciertas partes del país'', aunque luego el presidente, Barack Obama, matizó esa declaración.

La comparación entre la situación de México y lo que vivió Colombia suscitó asimismo cuestionamientos sobre el papel que jugó Washington en ambos casos, al imponer su modelo de "guerra antidroga'' en el continente.

"El ambiente de inseguridad y de una violencia que se hace cada vez más cercana hace más complicado que muchos mexicanos puedan sentirse orgullosos de la forma como llega el país a sus 200 años de independencia'', explicó Mora.

Este martes, autoridades de ocho municipios del estado de Chihuahua (norte), incluida Ciudad Juárez, considerada la más violenta del país con casi 2.000 homicidios en lo que va del año, anunciaron la cancelación parcial de las celebraciones públicas.

El historiador Carlos Elizondo dijo este martes a la emisora W Radio que la violencia provocada por el narcotráfico suscita un debate sobre el tema de la seguridad nacional, que merece una solución racionalizada.

"Si no lo resolvemos bien, no digo que vamos a tener una guerra civil; sí digo que tendremos un estancamiento, y mucho menos bienestar'', apuntó.

  Comentarios