América Latina

Mujica afirma que sanción a Suárez será ‘eterna vergüenza’ de los mundiales

El presidente uruguayo, José Mujica, afirmó el viernes que la sanción impuesta por la FIFA a Luis Suárez por morder al italiano Giorgio Chiellini quedará “en la peor memoria de la historia del fútbol” como una “eterna vergüenza”.

En su habitual alocución radiofónica en la emisora M24, el mandatario, consideró una “agresión” a “todo un país” la sanción de la FIFA.

“Hemos tenido que padecer no una injusticia o una sanción, que en parte podría entenderse, pero solo en parte, pero no puede entenderse jamás la truculencia, la forma, los procedimientos aplicados. Una monstruosa agresión. No solo a un hombre, a un país”, dijo el presidente.

Mujica señaló que por este motivo acudió de madrugada al aeropuerto a recibir al jugador a su regreso de la concentración de la selección uruguaya en Brasil, de donde fue expulsado por orden de la FIFA.

“Fuimos a recibir a este muchacho y fracasamos en el horario que estaba equivocado pero volvimos a las 5 de la mañana y en medio de la pista en nombre del pueblo uruguayo le dimos un humilde abrazo y lo invitamos a seguir viviendo, aprendiendo. A las 5:30 estábamos con la familia recibiéndolo en una mañana fría, pero todos con el corazón caliente, unidos como sociedad”, relató Mujica.

Pese a su molestia con la FIFA, el presidente, un ex guerrillero tupamaro de 79 años apuntó que el torneo mundial es antes que nada “una fiesta deportiva” y no “una guerra”.

“Que el dolor y la ofensa no nos achique el alma ni la visión. Confiamos y estamos al lado de nuestros compatriotas en el triunfo o en la derrota al lado de ellos y con ellos y agradecidos por lo mucho que nos han dado”, añadió.

Antes, en un programa de televisión en el que fue entrevistado por Diego Maradona, Mujica calificó la sanción como una “agresión contra los pibes del pueblo uruguayo” por el afán de la FIFA por “escarmentar” al jugador.

Las comparaciones con comportamientos poco ejemplares de otros futbolistas en competiciones internacionales, las acusaciones de complot contra el jugador y las comparaciones de la FIFA con la mafia elevaron el tono de muchos de los comentarios provenientes de todos los sectores sociales.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios