América Latina

El espionaje a Assange alcanzó al ex presidente ecuatoriano Rafael Correa

EFE

Madrid Una empresa española investigada por espiar supuestamente al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, hizo seguimientos al abogado español Baltasar Garzón durante un encuentro en Madrid con el ex presidente de Ecuador Rafael Correa en 2017, según un auto judicial conocido este miércoles.

Los seguimientos de Undercover Global al ex presidente Correa, Baltasar Garzón y otras personas habrían sido “recurrentes”, y la empresa reportaba informes sobre esos espionajes, presumiblemente a Estados Unidos.

Respecto a Garzón, se asegura que se le hizo un seguimiento por carretera cuando recibió a Correa en el aeropuerto de Madrid, el 13 de octubre de 2017, hasta la llegada de ambos al domicilio del abogado y ex magistrado español.

Sobre Correa llegó a elaborarse un informe “detallado” de sus “conversaciones privadas en ”su domicilio personal“ en Bélgica, donde se instaló tras perder las elecciones, y que ”muy probablemente tendría como destino Estados Unidos“.

La información está recogida en un auto de la Audiencia Nacional de España, que admite tramitar la querella interpuesta sobre estos hechos por Assange, espiado supuestamente a petición de EEUU durante su estancia en la embajada ecuatoriana en Londres, donde estaba refugiado.

El equipo jurídico que asiste a Assange, que coordina Garzón, se querelló contra esta empresa, responsable de la seguridad privada de esa legación diplomática entre 2015 y mediados de 2018, y su propietario, David Morales.

El espionaje alcanzó incluso al Jefe del Servicio Nacional de Inteligencia de Ecuador, Rommy Vallejo, que visitó a Assange cuando se dilucidaba si podía salir de la embajada tras haber recibido la nacionalidad ecuatoriana y ser nombrado diplomático.

El juez español José de la Mata cree que estos hechos podrían ser constitutivos, entre otros, de delitos contra la intimidad y el secreto de las comunicaciones entre abogado y cliente.

El auto, fechado el 7 de agosto pasado, se hizo público hoy al levantarse el secreto de las actuaciones.

El propietario de UC Global fue arrestado el pasado 17 de septiembre en Jerez de la Frontera (sur español) y quedó en libertad con la obligación de comparecer dos veces a la semana en el juzgado y la prohibición de salir de España.

El fundador de la plataforma de filtraciones Wikileaks estuvo refugiado siete años en la Embajada de Ecuador en Londres, desde 2012 hasta el pasado abril, cuando el Gobierno del presidente Lenín Moreno decidió retirarle el asilo concedido por su predecesor, Rafael Correa.

Actualmente el activista australiano se encuentra en prisión en una cárcel ubicada al oeste de Londres, a la espera de que se celebre el juicio para decidir si es extraditado a Estados Unidos.

  Comentarios