América Latina

Crece la incertidumbre en torno a la muerte del fiscal Nisman en Argentina

Walter (centro), el cerrajero que abrió la puerta del apartamento del fiscal argentino Alberto Nisman, sale de la Fiscalía después de declarar el miércoles 21 de enero de 2015, en Buenos Aires. El cerrajero dijo que la puerta de servicio no estaba cerrada con llave, aunque tenía las llaves puestas en la cerradura, y podría haberla abierto “cualquiera”.
Walter (centro), el cerrajero que abrió la puerta del apartamento del fiscal argentino Alberto Nisman, sale de la Fiscalía después de declarar el miércoles 21 de enero de 2015, en Buenos Aires. El cerrajero dijo que la puerta de servicio no estaba cerrada con llave, aunque tenía las llaves puestas en la cerradura, y podría haberla abierto “cualquiera”. EFE

El hallazgo de un tercer acceso al apartamento del fiscal Alberto Nisman aumentó el miércoles las especulaciones en Argentina, dividida entre hipótesis de suicidio, de “suicidio inducido” y de asesinato del hombre que murió antes de explicar en el Congreso su denuncia contra la presidenta, Cristina Fernández de Kirchner.

Nisman, quien acusó hace una semana a Fernández y a su canciller, Héctor Timerman, de encubrir a Irán en la causa por el mortífero atentado a la mutual judía AMIA en Buenos Aires en 1994, fue hallado muerto el domingo de un disparo en la sien que no le dejó restos de pólvora en la mano.

El país está dividido entre quienes creen que se suicidó o fue “instigado al suicidio”, hipótesis que maneja el gobierno, y quienes ven un asesinato, como esboza un sector opositor.

La colectividad judía convocó a las 18H30 (21H30 GMT) a una concentración para pedir “Verdad y justicia” en la puerta de la AMIA, donde el atentado dejó hace 21 años 85 muertos y 300 heridos.

Investigadores del caso estudian huellas en una cámara de equipos de refrigeración, ubicada entre el apartamento del fiscal y el de su vecino, en el piso 13 de un lujoso edificio del barrio Puerto Madero, informó la agencia de noticias DyN.

A este tercer acceso sólo se llega desde alguno de los dos departamentos porque no hay escalera exterior.

Por otro lado, la fiscal Viviana Fein, encargada de este caso, tomó declaración al cerrajero que la noche del domingo abrió la puerta del apartamento de Nisman cuando fue hallado muerto.

El cerrajero, llamado Walter, contó a la prensa que soló trabajó en la puerta de servicio, que estaba cerrada y con la llave puesta por dentro, pero sin estar trabada.

La investigación busca esclarecer también el papel de Diego Lagomarsino, el colaborador de Nisman que admitió haberle llevado la noche del sábado a pedido del fiscal, el revolver calibre 22, del que salió la bala que lo mató con un disparo en la sien derecha.

Mientras tanto, el gobierno insistió en descalificar la denuncia contra Fernández presentada el miércoles pasado por Nisman.

El ex juez de la Corte Suprema Eugenio Raúl Zaffaroni desestimó la denuncia: “No sería la primera vez en que a alguien se le dan datos falsos y se los cree”, dijo a radio Continental.

Según el ex magistrado, “aún dando por probado lo que dice (la denuncia de Nisman), no hay delito”, indicó.

“La denuncia es endeble y sin sentido. No hay nada”, dijo el miércoles el secretario general de la Presidencia, Aníbal Fernández, luego de que el juez Ariel Lijo hiciera pública la noche del martes el texto completo de la denuncia.

AMIA y DAIA, las dos organizaciones más representativas de la comunidad judía en Argentina —la mayor en América Latina— insistirán este miércoles en el acto que se esclarezca el atentado de julio de 1994 y las circunstancias de la muerte de Nisman.

La firma en enero de 2013 de un memorándum de entendimiento entre Argentina e Irán fue denunciada como “inconstitucional” por la AMIA y la DAIA, y tensó las relaciones, que eran buenas, entre el gobierno y esta comunidad.

Está previsto para el segundo semestre de 2015 el inicio del juicio contra el ex presidente Carlos Menem (1989-1999), acusado de “encubrimiento agravado” de la llamada “conexión local”, en el que también está implicado el extitular de la DAIA Rubén Beraja, entre otros.

Varios altos ex funcionarios iraníes están acusados por Argentina de haber participado del atentado contra la AMIA.

El gobierno declaró que Nisman pudo haber actuado por orden de un “sector mafioso” de los Servicios de Inteligencia, cuya cúpula fue removida por la presidenta en diciembre.

La situación “pone a la fiscal en la obligación de emplear la mayor fuerza investigativa para descartar cualquier tipo de hipótesis: suicidio, suicidio inducido u homicidio”, dijo por su parte el secretario de Seguridad, Sergio Berni.

Fein tomó declaración a los custodios del fiscal, así como a personal de seguridad del edificio donde fue hallado el cuerpo y entrevistó a su ex esposa, la jueza Sandra Arroyo Salgado —-madre de las hijas de 7 y 15 años del fiscal.

La jueza a cargo de la causa, Fabiana Palmaghini, allanó las oficinas en las que Nisman trabajaba y realizó una inspección ocular en el apartamento donde fue hallado muerto, luego de que uno de sus 10 custodios alertara a la madre del fiscal porque no atendía las llamadas telefónicas.

  Comentarios