Colombia

Familiares de rehenes de las FARC piden 'humanidad' a Uribe

Familiares de secuestrados protestan hoy, 23 de junio de 2009, en frente de las diferentes embajadas y organismos internacionales en Bogotá (Colombia), pidiendo por la libertad de sus familiares en poder de las Fuerzas Armadas Revulucionarias de Colombia (FARC).
Familiares de secuestrados protestan hoy, 23 de junio de 2009, en frente de las diferentes embajadas y organismos internacionales en Bogotá (Colombia), pidiendo por la libertad de sus familiares en poder de las Fuerzas Armadas Revulucionarias de Colombia (FARC). EFE

Familiares de policías y militares secuestrados por las FARC pidieron al presidente de Colombia, Alvaro Uribe, "humanidad'' para avanzar hacia la liberación de esos rehenes, durante una concentración frente a varias embajadas y a la oficina de la ONU en Bogotá.

La actitud de Uribe "nos reconfirma'' que hay rehenes "de primera y de segunda'', dijo a Efe Marleny Orjuela, presidenta de la Asociación de Familiares de Militares y Policías secuestrados (Asfamipaz).

Orjuela se refirió así a la negativa de Uribe a autorizar la participación de la congresista opositora Piedad Córdoba en la liberación del militar Pablo Emilio Moncayo, anunciada hace más de dos meses por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), pero que todavía no se ha concretado.

Córdoba participó en las negociaciones para las doce liberaciones unilaterales que han hecho las FARC en el último año y medio.

Los 30 familiares que participaron en el acto de hoy se concentraron primero en la sede de la oficina de la ONU en Bogotá y después visitaron, en este orden, las embajadas de México, Canadá, Francia, Italia, Cuba y España.

Según Orjuela, en todos esos lugares dejaron un documento en el que piden a la comunidad internacional apoyo para lograr que Córdoba participe, como lo exigen las FARC, en el proceso de liberación de Moncayo, que con más de once años de secuestro es uno de los dos rehenes más antiguos de la guerrilla.

Orjuela recordó que, cuando anunciaron la liberación de Moncayo, las FARC también se comprometieron a entregar los restos del capitán de la policía Julián Guevara, muerto en cautiverio, y a dar pruebas de supervivencia de varios cautivos a la senadora Córdoba.

En el documento entregado a las embajadas y a la oficina de la ONU, los familiares abogan también por poner fin al conflicto armado colombiano "con un acuerdo humanitario'', que en el caso de las FARC consiste en el intercambio de 22 secuestrados ‘‘canjeables'' por medio millar de rebeldes presos.

  Comentarios