Colombia

Clara Rojas: Desarme es clave para lograr la paz

La ex candidata a la vicepresidencia de Colombia Clara Rojas, que permaneció seis años secuestrada por las FARC, habla este 21 de septiembre de 2009, durante la inauguración del Foro Interamericano de la Paz en la Organización de Estados Americanos (OEA) en Washington (DC, EEUU). Rojas dijo que "es en extremo preocupante el anuncio de la compra de armas de los países de la región particularmente anunciado en los últimos días y el todavía débil control de los mercados ilegales que permite el fácil acceso a ellas".
La ex candidata a la vicepresidencia de Colombia Clara Rojas, que permaneció seis años secuestrada por las FARC, habla este 21 de septiembre de 2009, durante la inauguración del Foro Interamericano de la Paz en la Organización de Estados Americanos (OEA) en Washington (DC, EEUU). Rojas dijo que "es en extremo preocupante el anuncio de la compra de armas de los países de la región particularmente anunciado en los últimos días y el todavía débil control de los mercados ilegales que permite el fácil acceso a ellas". EFE

Una ex rehén de la guerrilla colombiana inauguró la semana de la paz en la Organización de Estados Americanos el lunes, declarando que el aumento en la compra de armamentos en América Latina es un fenómeno "en extremo preocupante".

"En Latinoamérica no se puede lograr un estado de paz armados hasta los dientes", señaló Clara Rojas, y agregó que en la OEA se deben "cuestionar" los acuerdos de cooperación armamentista.

La abogada colombiana, a quien la guerrila Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia liberó en enero del 2008 tras casi seis años de secuestro, pronunció el discurso principal en el día internacional de la paz.

Previamente, el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, inauguró el segundo Foro Interamericano de la Paz.

Insulza, sin entrar en detalles, también aludió a lo que llamó "gesto armamentista". El secretario general hizo votos para que rindan frutos las conversaciones en organismos regionales como la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur).

En América Latina existe preocupación por la adquisición de armamento y equipo militar por parte de países como Venezuela, Ecuador y Brasil, así como el acuerdo que están negociando Bogotá y Washington para Estados Unidos instale personal militar en bases del ejército colombiano.

Rojas manifestó que "soplan vientos de turbulencias" en la región, pero se mostró optimista al decir que es posible lograr la paz a través del arraigo de la democracia como "una opción de vida".

Además del desarme, también destacó la importancia de proteger los derechos humanos, mantener la inversión en programas sociales a pesar de la crisis económica, conservar el medio ambiente con un desarrollo sostenible y la reintegración de aquellos envueltos en grupos violentos.

Ante una pregunta sobre el futuro de las FARC, Rojas dijo que es un "grupo autista", aislado de la sociedad, cuyo fin es posible.

Rojas recordó a los policías en manos del grupo guerrillero y subrayó que la sociedad no debe olvidar a quienes permanecen cautivos y seguir haciendo marchas y manifestaciones en pro de su liberación.

La política y abogada fue secuestrada en febrero del 2002 en durante la campaña electoral colombiana, junto a la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt. Rojas tuvo un hijo en la selva durante sus años de cautiverio.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios