Cuba

Una de las balseras rescatadas en México ya está en Estados Unidos

Los cubanos cuando eran rescatados en Yucatán a fines de agosto
Los cubanos cuando eran rescatados en Yucatán a fines de agosto Secretaría de Marina Armada de México

Adamaris Pardo Ginarte, una de las balseras rescatadas frente a las costas de Yucatán por la Armada de México tras pasar casi un mes a la deriva, está ya en territorio estadounidense, según confirmó a el Nuevo Herald su tía Odalys Pérez, quien reside en Miami.

Adamaris es una de las sobrevivientes de un grupo de 17 cubanos que llegó a territorio mexicano el 31 de agosto y cuya situación migratoria se había mantenido en un limbo hasta ahora. Dos personas fallecieron poco antes o durante el rescate, entre ellos su hermano Carlos Manuel Pardo Ginarte, de 22 años. Según información ofrecida por algunos sobrevivientes y familiares, el grupo original fue de 32 personas, y 15 habrían muerto durante el viaje.

Adamaris llegó el lunes a Houston, luego de cruzar la frontera por Laredo, tras ser liberada por las autoridades migratorias mexicanas. Después de recibir tratamiento médico en Mérida, Adamaris había sido trasladada a Chetumal la semana pasada junto a otros 13 miembros del grupo, pero según Pérez, la llevaron a Mérida nuevamente, donde fue liberada. Con la ayuda de familiares, tomó un avión al Distrito Federal y otro hasta Laredo.

El cuerpo de su hermano espera en el Servicio Médico Forense del Estado de México para ser repatriado. Pérez dijo que ella piensa viajar a México a ocuparse de los trámites correspondientes.

Desde Manzanillo, en la provincia de Granma, la madre de ambos, María Ginarte, dijo que ninguna autoridad la había contactado para darle información sobre cómo reclamar el cadáver de su hijo y que se sentía “muy agradecida por todo lo que hicieron por Adamaris, para que ella cumpliera su sueño”, agregó.

En una nota de la agencia Reuters publicada el lunes, una portavoz del Instituto Nacional de Migración de México dijo que las autoridades cubanas no habían reconocido a los 15 balseros y que en correspondencia, México les otorgaría un mes para regularizar su situación migratoria.

A continuación, la funcionaria agregó que ellos “permanecerán en México como residentes legales mientras esperan por su residencia permanente, que les está siendo otorgada por razones humanitarias”.

Pero el otorgamiento de residencia permanente es inusual en estos casos. Por lo general, cuando los cubanos son liberados reciben un “oficio de salida”, documento que permite permanecer legalmente en México 30 días. Casi siempre, los cubanos lo emplean para viajar hasta la frontera con Estados Unidos.

Otra funcionaria del Instituto Nacional de Migración dijo a el Nuevo Herald que la información que había circulado en la nota de Reuters era incorrecta pero que estos detalles migratorios solo serían comunicados a los cubanos y no a los medios de prensa.

El Nuevo Herald intentó conocer además si el grupo que había sido trasladado a la estación migratoria de Chetumal, en Quintana Roo, había sido liberado, pero una funcionaria de esa institución declinó responder alegando que era información “confidencial”.

Puede seguir a Nora Gámez Torres en Twitter por @ngameztorres

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios