Venezuela

Explosivo testimonio de venezolano en el ‘Valijagate'

Un boceto muestra a Moisés Maionica Jr. (izq.) y Carlos Kauffmann en la corte el pasado 7 de enero en Miami.
Un boceto muestra a Moisés Maionica Jr. (izq.) y Carlos Kauffmann en la corte el pasado 7 de enero en Miami.

El drama político que tiene lugar en los tribunales federales de Miami entra esta semana en su acto final: se espera que el jurado decida si el presidente venezolano Hugo Chávez envió o no agentes al sur de la Florida para acallar el escándalo en torno a una maleta llena de dinero destinada para la campaña de la entonces candidata presidencial argentina,Cristina Fernández de Kirchner.

Uno de los presuntos agentes extranjeros, el empresario venezolano Franklin Durán, ha encarado un proceso de siete semanas en un juzgado repleto de reporteros.

Pero primero, este martes, el jurado escuchará el explosivo testimonio del socio de negocios de Durán, el también empresario Carlos Kauffmann, quien se declaró culpable de haber participado en la supuesta conspiración.

En ausencia del jurado, Kauffmann dio el viernes un anticipo de su testimonio acerca de cómo él y Durán se hicieron multimillonarios sobornando a funcionarios de Venezuela para obtener contratos con el gobierno.

En segundo lugar, la fiscalía afirmará en sus argumentos finales que la historia de sobornos de Durán muestra que estaba predispuesto a acudir al sur de la Florida para hacerle un favor al gobierno de Chávez. La supuesta misión de Durán era la de silenciar a otro socio de negocios que había sido detenido en Argentina con una valija que contenía $800,000.

Los abogados de la defensa ripostarán que Durán viajó al sur de la Florida para ayudar a su socio, Guido Alejandro Antonini, porque enfrentaba acusaciones en Argentina. La defensa argumentará que Antonini, quien cooperó con el FBI, le tendió una trampa a Durán en cuanto al supuesto crimen de dirigir la conspiración venezolana para silenciar a su socio.

Se espera que los 12 miembros del jurado comiencen sus deliberaciones el jueves. Durán, de 40 años, podría recibir hasta 10 años de cárcel si se le encuentra culpable de conspiración y de haber actuado como un agente extranjero no registrado.

La valija llena de dinero era un supuesto regalo para Kirchner, una aliada política de Chávez que ganó las elecciones presidenciales del año pasado en Argentina. El descubrimiento de la valija por un agente de aduanas hizo estallar el escándalo.

Tanto Chávez como Kirchner han negado las alegaciones de que el dinero era para ella, y han calificado el caso criminal en la corte de Miami como "basura''.

Más allá de toda retórica, Durán es la única figura en la supuesta conspiración de encubrimiento que ha sido llevado a juicio. Tanto Kauffmann como el abogado venezolano Moisés Maiónica y el uruguayo Rodolfo Wanseele Paciello se han declarado culpables del cargo de ser espías venezolanos no registrados.

Otro acusado, Antonio José Canchica Gómez, de quien se sospecha que es agente del servicio de inteligencia venezolano, DISIP, se dio a la fuga.

El personaje central de este drama, Antonini, un venezolano que reside también en Key Biscayne, sirvió de testigo en el juicio.

Antonini testificó que, mientras viajaba rumbo a Argentina en un avión privado junto a otros --incluyendo a ejecutivos de Petróleos de Venezuela (PDVSA)-- en agosto del 2007, llevó la valija a la aduana en el aeropuerto de Buenos Aires. Fue detenido, y la valija fue confiscada.

Pero Antonini dijo que ni el dinero ni la valija le pertenecían a él, sino a PDVSA y que él había cargado la valija como una cortesía hacia sus compañeros de viaje.

jweaver@MiamiHerald.com

  Comentarios