Venezuela

Chávez anunció reunión con judíos luego que Fidel Castro pidió no difamarlos

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez participa en un acto electoral el domingo 5 de septiembre de 2010, en una calle de La Grita (Venezuela).  EFE/ PALACIO MIRAFLORES
El presidente de Venezuela, Hugo Chávez participa en un acto electoral el domingo 5 de septiembre de 2010, en una calle de La Grita (Venezuela). EFE/ PALACIO MIRAFLORES

El presidente venezolano, Hugo Chávez, anunció el miércoles que próximamente se reunirá con la comunidad judía en Venezuela, un día después de que se conociera que el ex gobernante cubano Fidel Castro pidió al mandatario iraní, Mahmud Ahmadineyad, que "deje de difamar a los judíos''.

Aunque al hacer el anuncio no aludió expresamente a Castro ni a Ahmadineyad, a quienes considera "padre y hermano'', respectivamente, Chávez reveló que la presidenta argentina, Cristina Fernández, le expresó su felicidad por tal reunión.

Fernández está, dijo Chávez mientras recorría en Caracas una feria internacional de turismo, que este año se celebra en homenaje a Argentina, "muy contenta porque me voy a reunir con la comunidad judía, en horas previas al Yom Kippur, el Día del Perdón''.

''Han intentado hacer una campañita de que soy antijudío, enemigo de los judíos (...); en verdad, respetamos y queremos al pueblo judío'', dijo.

''En Venezuela hay una comunidad judía respetable'' y la presidenta argentina, "que siempre ha estado preocupada porque sabe que a mi me dicen tirano, asesino, dictador, antisemita, pero ella sabe que es totalmente falso, como lo sabe casi todo el mundo (...), se enteró de esa reunión'' y expresó su felicidad, reiteró.

Chávez rompió las relaciones diplomáticas con Israel tras los ataques de enero de 2009 contra la franja palestina de Gaza, y también entonces exigió que se retractaran quienes al interior de su país lo responsabilizaron del ataque perpetrado un año antes a la sinagoga Tiferet-Israel, la principal de Caracas.

Una vez establecido que el ataque tuvo como móvil el robo y que las consignas contra Israel pintadas en sus paredes pretendieron confundir a la policía, Chavez pidió retractarse a líderes opositores, directores de medios de prensa y personalidades judías que le atribuyeron responsabilidades en el hecho.

''¡No sean tan descarados e irresponsables!'', dijo tras acusarlos de pretender "una criminal especie de guerra religiosa mediática'' en Venezuela.

El Gobierno de EE.UU., que analiza anualmente la situación mundial respecto a la persecución y la discriminación por motivos religiosos, señaló en octubre pasado que la libertad religiosa es "ampliamente respetada'' en América Latina, "excepto'' en Cuba e incluyó a Venezuela entre los países que acusa de poner trabas a la libertad de culto.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios