Venezuela

Venezuela: oposición insta a votar

Los candidatos opositores Maria Corina Machado y Enrique Mendoza durante una conferencia de prensa en Caracas. 
JUAN BARRETO/AFP/Getty Images
Los candidatos opositores Maria Corina Machado y Enrique Mendoza durante una conferencia de prensa en Caracas. JUAN BARRETO/AFP/Getty Images

Calificando los comicios parlamentarios del domingo como los últimos que podrían ser realizados en Venezuela, dirigentes de la oposición y el exilio instaron el lunes a salir a votar, y dijeron que una participación masiva es esencial para garantizar que la voluntad popular sea respetada.

A diferencia de experiencias anteriores, coincidieron los líderes, el sistema que será empleado en las elecciones del domingo cuenta con suficientes mecanismos para garantizar la transparencia del proceso y las Fuerzas Armadas Venezolanas están dispuestas a velar que se respeten los resultados.

"No hay posibilidad de fraude electoral siempre y cuando tengamos en la mesa de votación la presencia de testigos electorales'', dijo Pedro Mena, director de la Federación de Organizaciones de Venezolanos en el Exterior (FOVEX). No obstante, advirtió: "Sin esa participación masiva en los centros de votación, nos roban los votos''.

Los dirigentes esperan que el electorado participe en más de un 68 por ciento en los comicios, ya que esto permitiría contrarrestar el efecto de una larga lista de ‘‘irregularidades'' cometidas por el gobierno que han obligado a la oposición a competir en condiciones desiguales.

Según los consultados, las acciones incluyen la inhabilitación de candidatos de la oposición, la adulteración del registro electoral, la compra masiva de votos, los atropellos en los barrios a los candidatos en campaña y el uso indiscriminado de los recursos del Estado a favor de sus candidatos.

Especial preocupación recae sobre la reciente modificación de los circuitos electorales que, según la oposición, le da una gran ventaja al gobierno, al aumentar desproporcionadamente la representación de estados con población rural, en detrimento de los centros urbanos.

No obstante, el embajador venezolano en Washington, Bernardo Alvarez, desestimó estas acusaciones, diciendo que el presidente Hugo Chávez ha liderado un proceso de cambios caracterizado por ser profundamente democrático.

"Estas elecciones simbolizan la reinserción de la oposición al juego democrático'', dijo Alvarez en respuesta a un cuestionario enviado por The Miami Herald. "Hay que recordar que la oposición se salió de las elecciones en el 2005, en un esfuerzo por desestabilizar al país. Esta vez podrían estar prevaleciendo sectores democráticos en la oposición, lo cual celebramos. Lo que siempre hemos buscado es una oposición leal a la Constitución''.

Alvarez añadió que la nueva ley electoral sólo modificó algunos circuitos y mantiene un sistema mixto, que combina el sistema mayoritario y de representación proporcional. También explicó que la medida era necesaria porque el sistema multipartidista de Venezuela, a diferencia del bipartidista estadounidense, requería este tipo de ajuste.

La oposición, sin embargo, dijo que el cambio en la ley electoral generará grandes distorsiones en el resultado electoral.

"Podría traer como consecuencia que la alternativa democrática obtuviese mayor cantidad de votos, pero menos diputados que el oficialismo'', citó un comunicado de FOVEX. "Eso significaría que Chávez conservaría una mayoría en el Parlamento, pero perdería gobernabilidad''.

No obstante, la oposición coincide con el gobierno en la necesidad de salir a votar en las próximas elecciones, señalando que en esta ocasión Chávez no está en condiciones de desconocer los resultados.

"Chávez está dispuesto a lo que sea para mantenerse en el poder'', dijo el Secretario de Acción Democrática, Henry Ramos Allup. "Pero no tiene respaldo de las Fuerzas Armadas para desconocer esos resultados''.

Ramos Allup dijo que esto quedó en evidencia en el referendo revocatorio del 2007.

"Chávez perdió ese referéndum [. . .] y cuando instó as los militares a desconocer esos resultados, los militares le dijeron que simplemente no podían hacerlo porque no iban a incurrir en un delito por los que los iban a enjuiciar en cualquier tiempo'', comentó.

Mena, por su parte, dijo que el proceso empleado en estas elecciones es diferente al del pasado, y otorga a la oposición mayor grado de control sobre el sistema.

"En estas elecciones, las juntas electorales regionales son las que van a totalizar los votos, no es el Consejo Nacional Electoral'', destacó. "Al Consejo Nacional Electoral le corresponde totalizar los votos del Parlatino''.

Explicó que en esta ocasión los comprobantes que serán emitidos por las máquinas de votación van a ser contados. Este conteo, aclaró, deberá coincidir con los resultados de las máquinas, lo cual impediría que los votos de las máquinas sean manipulados.

FOVEX instó a no dejarse llevar por comentarios pesimistas que buscan desalentar el voto durante los comicios.

"Tengamos presente que la lucha contra los regímenes de vocación totalitaria es larga y complicada, pero los demócratas sabemos que las salidas facilistas son imposibles y sólo sirven para ayudar al déspota a atornillarse en el poder'', dijo el comunicado. "La fórmula es sencilla: "Si votamos avanzamos, si nos abstenemos vamos a terminar perdiéndolo todo' ''.

  Comentarios