Venezuela

Chávez aspira a conservar mayoría legislativa para profundizar su proyecto

El presidente venezolano Hugo Chávez aspira a mantener en las elecciones legislativas del próximo domingo la mayoría absoluta de diputados del Partido Socialista Unido (PSUV) para seguir aprobando leyes "socialistas" y "radicalizar" su proyecto político.

El mandatario ha centrado en sí mismo la campaña electoral de los candidatos del PSUV, confiado en que su liderazgo arrastrará los votos necesarios para obtener las dos terceras partes de la Asamblea Nacional (Parlamento unicameral) y profundizar así su proyecto político, la "revolución bolivariana", sin obstáculos de la oposición.

"Vamos a la victoria del 26 para profundizar, para radicalizar la revolución bolivariana, rumbo al socialismo", dijo recientemente Chávez, quien, como en otras ocasiones, ha convertido los comicios en un plebiscito sobre su gestión de once años.

El objetivo del PSUV es lograr al menos 110 de los 165 escaños. Si lo logra podrá legislar sobre temas fundamentales y designar a los integrantes de los demás poderes públicos, como el Tribunal Supremo, la Fiscalía y el Consejo Electoral (CNE), sin necesidad de negociar con la oposición.

Además, con los tres quintos de los curules (99), los parlamentarios oficialistas podrán dar a Chávez, como ya ocurrió en el pasado, poderes excepcionales para legislar.

"El comandante Chávez necesita la Asamblea Nacional que hoy tenemos: revolucionaria, 100% chavista y debemos mantenerla así", señaló la dirigente del PSUV, Jacqueline Farías.

Respaldados por una amplia cobertura de los medios de comunicación oficiales, los aspirantes del partido en el poder buscan votos en mítines y recorridos puerta por puerta.

Pero el verdadero protagonista de la campaña es Chávez, quien lidera esas movilizaciones y cuyo rostro es el principal referente de la abundante propaganda oficialista.

En sus proclamas, los candidatos del PSUV defienden los "logros de la revolución" en educación y salud, y aseguran que si la oposición se hiciera con el control del Parlamento, todos ellos se perderían.

"A la oposición no le interesan las leyes del pueblo. Ellos quieren ir a la Asamblea Nacional para (...) acabar con Chávez, con las misiones (programas sociales), con los logros de la revolución", dijo la actual presidenta del Parlamento, Cilia Flores.

Sin embargo, los candidatos del PSUV evitan hablar de inseguridad, crisis eléctrica o encarecimiento de la vida, principales problemas de los venezolanos, al considerarlos "ataques mediáticos" fabricados por la oposición.

Bajo el lema "Pueblo para la Asamblea", el partido de gobierno indica además su deseo de dar un mayor protagonismo legislativo a los más humildes que podrían tener en el futuro incluso la potestad de emitir leyes, organizados en agrupaciones comunales.

Hay que "aprobar leyes que consoliden el poder popular y que den la posibilidad al pueblo de una participación directa en las políticas públicas", apuntó el diputado Earle Herrera y candidato a la reelección.

En los últimos cinco años, la Asamblea Nacional aprobó más de 140 leyes, algunas polémicas, como la de educación y la de consejos comunales, en una apretada agenda legislativa criticada por los opositores por complacer los deseos de Chávez y no ejercer ningún control sobre el Ejecutivo.

"Legislamos para el pueblo y si ellos dicen que legislamos para Chávez, pues Chávez es la máxima representación del pueblo venezolano", replicó Herrera a la AFP.

El objetivo del mandatario venezolano es repetir en la medida de lo posible este escenario, en el que el oficialismo fue el único actor en el Parlamento ya que los partidos opositores decidieron no participar en las elecciones legislativas de 2005, acusando falta de garantías.

Un Parlamento monocolor "no corresponde con el comportamiento deseable de una democracia, y con lo que por definición es un Parlamento: un cuerpo plural, donde estén las distintas fuerzas políticas de un país", advirtió el abogado constitucionalista Jesús María Casal.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios