Venezuela

Venezolanos marcharon contra de la delincuencia

Miles de venezolanos manifestaron este domingo en varias ciudades en rechazo a la violencia que sacude a diario al país caribeño, uno de los más violentos del mundo, en forma de asesinatos, robos y secuestros.

Convocados por el presidente Nicolás Maduro bajo el lema “Por la paz y por la vida”, los manifestantes salieron a las calles y principales plazas y participaron en distintas actividades, como conciertos, bailes, sesiones de spinning y otras modalidades aeróbicas para pedir la pacificación del país.

“Hoy estamos todos unidos en un solo clamor, basta ya de violencia. O la paz la hacemos entre todos o no habrá paz social”, aseguró Maduro a su llegada a la avenida Bolívar de Caracas, principal punto de concentración, donde propuso entre otras cosas más vigilancia en las carreteras y convertir los espacios públicos en “territorios de paz”.

El acto reunió a varios ministros, entre ellos el del Interior y el de Turismo, uno de los sectores más afectados por la violencia.

También participaron varios miembros de la oposición, como Eveling Trejo, la alcaldesa de la petrolera Maracaibo (noroeste), la segunda ciudad del país, que celebró una marcha con miles de personas vestidas de blanco.

“Esta es una concentración para llamar a la reconciliación y al encuentro a aquellos que tienen las armas y han perdido el camino del bien”, expresó a la prensa local Trejo, esposa del destacado antichavista Manuel Rosales, exiliado en Perú.

La violencia, que en 2013 dejó entre 39 y 79 homicidios por cada 100,000 habitantes, según cifras oficiales o de ONG, respectivamente, ya reunió hace varias semanas a Maduro con alcaldes y gobernadores de la oposición, entre ellos el líder Henrique Capriles, tras el asesinato de una ex reina de belleza y su ex esposo en una carretera turística a principios de enero.

La violencia es un serio problema en Venezuela desde hace décadas, pero se ha agudizado desde la llegada del chavismo al poder en 1999, a pesar de los más de 20 planes de seguridad desplegados en estos años.

Desde que Maduro asumió el gobierno en abril de 2013, tras la muerte del líder Hugo Chávez, ha propuesto varias acciones, entre ellas un plan de desarme, fortalecer el despliegue de cuerpos policiales y revisar la programación televisiva, en especial las telenovelas, que según él promueven “antivalores” que incitan a la violencia.

El mandatario afirmó que el próximo 8 de febrero lanzará “un plan de pacificación nacional”, que incluirá también propuestas que le manden los ciudadanos.

Entre las medidas oficialistas anunciadas por el gobernante el domingo está la creación de un sistema único nacional coordinado de carreteras que se encargará de ejercer una “vigilancia permanente” en las rutas del país para dejar a las “avenidas libres de violencia”.

El plan prevé también la creación del Instituto de Atención a las Víctimas de la Violencia, cuyas áreas fundamentales de acción serán prestar asistencia a los damnificados y también a las familias de los delincuentes, a quienes, según dijo Maduro, “no las atiende nadie”.

“Este instituto tiene que llamar a toda la capacidad profesional que hay en Venezuela y en toda América Latina, si es necesario, para () construir hogares de paz”, señaló.

Expertos aseguran que la impunidad, que deja 92 de cada 100 asesinatos sin resolver, es la principal causa de la violencia en el país.

  Comentarios