Venezuela

Chávez denuncia campaña de EEUU para desprestigiarlo

El presidente Hugo Chávez acusó el martes a Estados Unidos de estar desarrollando una campaña internacional destinada a desprestigiarlo, al referirse a cinco congresistas estadounidenses que solicitaron que se ofrezca estatus de permanencia legal en ese país a los venezolanos que podrían estar ilegalmente.

Los legisladores argumentaron que en Venezuela han aumentado las persecuciones políticas.

"Hablando de la guerra ideológica, se ha arreciado, y era de esperar, los ataques contra Venezuela y contra mí en lo particular, contra el concepto, contra la revolución venezolana", dijo el mandatario en su programa de radio y televisión "Aló, Presidente".

"Miren hasta donde llega la desfachatez de unos congresistas de los Estados Unidos", indicó.

Enseguida leyó un despacho de prensa en que se daba cuenta de la solicitud de cuatro legisladores republicanos por Florida y uno por Illinois, quienes enviaron una carta el lunes al presidente George W. Bush en la que le piden que ordene al Departamento de Seguridad Interior que detenga temporalmente la deportación de los venezolanos.

"Creemos firmemente que el gobierno de Chávez en Venezuela en este momento está persiguiendo a sus ciudadanos por sus puntos de vista políticos", indicaron los legisladores en la carta.

Chávez, en tono burlón, leyó una fragmentó de la carta en donde los congresistas expresan que "ha llegado el momento de admitir que Chávez ha instalado una dictadura en Venezuela".

El mandatario respondió que en Venezuela lo que "estamos instalando es una contradictadura... ¿Qué dictadura? La de Estados Unidos, esa sí es una dictadura, amenazan, coaccionan, invaden, destrozan pueblos".

La propuesta de los congresistas busca otorgarles un estatus temporal a los venezolanos, similar al que protegió a los nicaragüenses y hondureños tras el paso del huracán Mitch en 1998 y al ofrecido a los salvadoreños tras el devastador terremoto del 2001.

"Esto le da la vuelta al mundo, en todos los idiomas, y lo repiten un millón de veces, lo oyen y lo ven miles de millones de persona, una campaña mundial, es la guerra ideológica", agregó.

Chávez ha dicho que Estados Unidos ha distribuido millones de dólares "para dispersarse en la guerra sucia".

Preguntado por la propuesta, el embajador estadounidense en Caracas, William Brownfield, dijo a la emisora de noticias Unión Radio que el "tema un poquito complicado y serio que no trata solamente de Estados Unidos, sino de varios países".

Brownfield señaló que "eventualmente es el congreso completo, los 535 miembros van a decidir de acuerdo con sus propias normas cómo van a tratar este tema".

Notó que "hay un número creciente de ciudadanos venezolanos que buscan residencia fuera de Venezuela y tenemos que confrontar esa realidad en una manera que cumpla con nuestras leyes, normas y principios humanitarios".

Entre el 2000 y 2005, el número de venezolanos que viven en los Estados Unidos se ha duplicado en aproximadamente 160.000, de acuerdo con el censo estadounidense. Casi la mitad de ellos viven en Florida.

Las relaciones entre Venezuela y Estados Unidos han enfrentado varios momentos de tensión, caracterizados por mutuas recriminaciones, durante los seis años de mandato de Chávez.

Los estrechos vínculos del presidente venezolano con el gobernante cubano Fidel Castro, y sus frecuentes críticas a la política exterior y las propuestas de libre mercado apoyadas por Washington, han avivado la diatriba entre ambos países.

Chávez, por su parte, también ha denunciado varios planes de magnicidio y complots promovidos supuestamente por Estados Unidos para derrocarlo. Estados Unidos rechaza esas versiones.

  Comentarios