Venezuela

Encausan en Miami a dos altos ex jefes policiales de Venezuela

La fiscalía federal del Distrito Sur de Florida acusó de narcotráfico a dos ex policías de alto rango de Venezuela, incluyendo a un cercano colaborador del también encausado ex jefe de inteligencia militar, Hugo (el Pollo) Carvajal. En la foto, Carvajal es recibido en Caracas por el gobernante Nicolás Maduro tras ser detenido en Aruba en julio del 2014 y salvarse de ser extraditado a Estados Unidos.
La fiscalía federal del Distrito Sur de Florida acusó de narcotráfico a dos ex policías de alto rango de Venezuela, incluyendo a un cercano colaborador del también encausado ex jefe de inteligencia militar, Hugo (el Pollo) Carvajal. En la foto, Carvajal es recibido en Caracas por el gobernante Nicolás Maduro tras ser detenido en Aruba en julio del 2014 y salvarse de ser extraditado a Estados Unidos. AFP/Getty Images

La fiscalía del Distrito Sur de Florida presentó cargos por narcotráfico contra dos ex policías venezolanos de alto rango, incluyendo a Pedro Luís Martín Olivares, el temido lugarteniente del también encausado ex jefe de inteligencia militar de Venezuela, Hugo (el Pollo) Carvajal.

Las acusaciones también involucran a Jesús Itriago, ex jefe de la entidad antidroga del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC). Ambos son acusados de conspirar para distribuir drogas, sabiendo que las substancias ilícitas culminarían en Estados Unidos, cargos que conllevan una pena máxima de cadena perpetua.

Ambas acusaciones fueron dadas a conocer recientemente pese haber sido introducidas meses atrás ante la corte. Martín Olivares había sido encausado en abril a través de una acusación sellada, mientras que Itriago fue procesado en el 2013.

Se desconoce el paradero de ambos.

Fuentes consultadas dijeron que Martín Olivares es un cercano colaborador de Carvajal, quien ha sido identificado por la justicia estadounidense como uno de los principales operadores del denominado Cartel de Los Soles, organización presuntamente controlada por militares e integrantes de alto rango del régimen bolivariano que monopolizan el tráfico de droga en Venezuela.

Es un tipo muy peligroso. Tenía un centro de intervención telefónica en Caracas y chantajeaba a empresarios y a banqueros

Declaraciones de fuente sobre Pedro Luis Martín Olivares, acusado de narcotráfico en Miami

Carvajal, un mayor general retirado y ex director de Inteligencia Militar, fue detenido en Aruba el año pasado y se salvó de ser extraditado a Estados Unidos gracias a las presiones ejercidas por el régimen venezolano que incluyó el envío de barcos de guerra a aguas cercanas a la isla caribeña.

Entre las acusaciones introducidas contra el mayor general se encuentra la presunta coordinación del fallido envío de 5.6 toneladas de cocaína que fueron encontradas en México dentro de un avión DC-9 que partió de Venezuela en el 2006.

Las fuentes dijeron que fue Carvajal quien llevó a Martín Olivares al Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) en el 2003, donde se desempeñó inicialmente como jefe de la Unidad de Inteligencia Financiera, sección encargada de investigar el lavado y los movimientos extraños de dinero.

Posteriormente, se convirtió en el director de la unidad de contrainteligencia del Sebin, encargada de monitorear las posibles amenazas internas contra el régimen.

Pero Martín Olivares terminó montando una unidad paralela de espionaje que fue utilizada en operaciones de extorsión, dijo un ex funcionario del Sebin que habló en condición de anonimato.

“Aprovechó su posición y comenzó a extorsionar banqueros. Montaba expedientes y luego los extorsionaba para quitarles el expediente”, dijo la fuente.

Otra de las fuentes consultadas coincidió.

“Es un tipo muy peligroso. Tenía un centro de intervención telefónica en Caracas y chantajeaba a empresarios y a banqueros”, manifestó la segunda fuente.

El perfil de Itriago es mucho menos conocido y la acusación de la fiscalía presentada contra él no brinda detalles sobre su presunta vinculación con el narcotráfico.

Itriago y Martín Olivares son apenas los dos últimos nombres de una creciente lista de funcionarios venezolanos que están siendo investigados en Estados Unidos por sus vínculos con el narcotráfico.

La justicia estadounidense también está investigando al presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, a su hermano y jefe de la agencia de recaudación de Impuestos (Seniat), José David Cabello, y al gobernador del estado Aragua, Tarek El Aissami.

Leamsy Salazar, un capitán de corbeta que fue jefe de seguridad del fallecido Hugo Chávez, confirmó ante autoridades estadounidenses los testimonios brindados por otros ex funcionarios del gobierno bolivariano que identifican a Diosdado Cabello como el actual jefe del Cartel de Los Soles.

Cabello —considerado como el segundo hombre más poderoso del país— niega esas acusaciones y demandó a los medios venezolanos que se atrevieron a reproducir los artículos sobre esas investigaciones publicados por diarios internacionales, incluyendo al ABC de España, el Wall Street Journal, The Washington Post y el Nuevo Herald.

Siga a Antonio María Delgado en Twitter: @DelgadoAntonioM

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios