Sur de la Florida

Desestiman caso contra actores colombianos acusados de desvalijar apartamento en Miami

De izquierda a derecha, los actores colombianos Rafael Pedrozo y Farid Duque.
De izquierda a derecha, los actores colombianos Rafael Pedrozo y Farid Duque.

Rafael Pedroza ha interpretado a criminales en varias telenovelas, pero desde junio, algunos veían al actor colombiano como un delincuente en la vida real.

Pedroza y su colega Farid Duque fueron acusados el 12 de junio de desvalijar la residencia de un empresario colombiano que les había brindado hospedaje a sus compatriotas, que acababan de llegar a Miami para trabajar en proyectos laborales.


“Estos tipos se llevaron hasta el papel higiénico, la pasta de dientes, champú, ¿qué ladrón en esta vida se lleva un papel higiénico?”, dijo Alejandro Abello, dueño de una compañía de marketing y propietario del departamento en Sunny Isles Beach donde se alojaron los actores, en declaraciones a una radio de Colombia tras el supuesto robo.

Abello, de 39 años, dijo en ese momento que los actores se habían fugado con varias de sus pertenencias, incluyendo una laptop, relojes, y dinero en efectivo, por un total de $20,000.


La denuncia del empresario ante la policía de esa ciudad costera en el área metropolitana de Miami tuvo repercusiones en varios medios colombianos y del sur de la Florida, ya que también se dio a conocer un video en el que se ve a los hombres saliendo del apartamento en el edificio Ocean View, ubicado en el 19300 Collins Ave. con valijas y bolsas de basura con ropa.


“[Abello] Quiso aprovechar que salimos con unas bolsas con ropa para usar este video y hacerse famoso, ganar algo de fama a raíz del dolor ajeno”, dijo Pedroza en declaraciones el jueves a el Nuevo Herald, en conversación telefónica desde Los Ángeles, California.

Los artistas colombianos fueron exonerados esta semana luego que la fiscalía de Florida desestimara la denuncia en su contra por falta de evidencia, dijo Kathy Riaño-López, abogada de los actores.

“Cuando haces una alegación tienes que tener evidencia, al no haberse iniciado estas investigaciones es porque no había nada”, explicó Riaño-López. “Ellos [Pedroza y Duque] fueron un poco ingenuos en confiar en una persona que quería tomar ventaja de ellos, la fama no se gana así, se gana con trabajo, con determinación, con empeño, con talento”.


Pedroza, de 41 años y oriundo de Barranquilla, es un reconocido actor colombiano que ha integrado los elencos de populares telenovelas y series, incluyendo “Pandillas: guerra y paz” (1997), “Sin tetas no hay paraíso” (2010), y más recientemente “Diomedes, el cacique de la junta” (2015).

Mientras que Duque, de 39 años, es actor, cantante, compositor, y locutor, siguiendo así los pasos de su fallecido hermano Bernardo Duque, quien fue conductor del concurso de televisión colombiano “El precio es correcto”.

Abello y Pedroza se conocieron a fines de los años 90 en el ambiente televisivo, y si bien nunca fueron amigos, se mantuvieron en contacto durante años.

“Jugábamos juntos al fútbol, él siempre me pedía que lo invitara a jugar con el equipo de artistas”, dijo Pedroza.

En junio, los actores colombianos llegaron a Miami con la intención de conseguir un estudio para grabar un tema musical. Abello les ofreció un apartamento que tenía disponible para que se quedaran mientras exploraban opciones laborales en el sur de la Florida.

Mientras tanto, Pedroza y Duque ayudaban en la empresa de marketing del empresario. Al parecer, en algún punto durante la estadía, Pedroza, Duque y Abello discutieron por la manera en que Abello trataba a sus empleados. Ambos actores decidieron marcharse de la vivienda.

Ambos dijeron que las grabaciones de las cámaras de seguridad del edificio donde estaba los muestran a ellos saliendo del recinto con sus valijas; Pedroza llevaba ropa en bolsas plásticas porque se le había roto una maleta.

Sobre las versiones de que estaban prófugos y de que había una orden de arresto en su contra, los actores dijeron que “desde el primer momento” se dispusieron a colaborar con la policía, y que no hicieron comentarios públicos sobre el tema por recomendación de sus abogadas.

“Jamás la Interpol ni la policía de Estados Unidos nos estuvo buscando. Nosotros jamas nos escondimos, fuimos prudentes, y nos tocaba mantener un bajo perfil”, dijo Duque, en conversación telefónica con el Nuevo Herald desde Washington D.C.

Riaño-López dijo que los actores fueron entrevistados por un detective de la policía de Sunny Isles Beach, que hizo una investigación sobre las denuncias, y tras “varias inconsistencias” tanto en las declaraciones de Abello como en la evidencia, la Oficina de la Fiscal Estatal decidió no seguir adelante con el caso.

“Nunca fueron arrestados, y no hubo cargos criminales”, aclaró la abogada.

La decisión representa el primer paso en lo que estiman será un largo y complicado camino para limpiar sus nombres y sus reputaciones, dijeron los actores.

Búsquedas de los nombres propios de los artistas en Google arrojan decenas de informes sobre el presunto robo.

“A mí realmente lo que más me preocupa es mi imagen como artista”, dijo Pedroza, que volverá a Colombia a ver a su familia esta semana, tras cuatro meses en EEUU esperando que se resolviera el caso. “Quiero tratar de recuperar mi imagen, que está muy afectada, mucha gente me ha propuesto proyectos importantes y lamentablemente esos proyectos se perdieron por todo el amarillismo de los medios de comunicación y las acusaciones falsas”.

Agregó Duque: “Nos cerraron las puertas en todos lados, muchas cosas nos afectaron a nivel profesional, económicamente. Fue una experiencia difícil”.

La abogada dijo que no descartan demandar a Abello por difamación.

“Se ha considerado, no estamos dando detalles porque queremos preservar la evidencia, se ha tomado la posibilidad de acciones legales tanto en Colombia como en Estados Unidos”, dijo Riaño-López.

El Nuevo Herald intentó comunicarse con Abello al número telefónico que el empresario proporcionó en el reporte policial original del supuesto robo, pero el teléfono parece estar desconectado.

Siga a Sergio Cándido en Twitter: @sncandido

  Comentarios