Sur de la Florida

Acusan a cuatro venezolanos y un dominicano de tráfico de drogas

Vista de los fardos que contienen los 350 kilos de cocaína incautados a los cinco tripulantes detenidos cerca de Bonaire, en el Caribe en una lancha rápida.
Vista de los fardos que contienen los 350 kilos de cocaína incautados a los cinco tripulantes detenidos cerca de Bonaire, en el Caribe en una lancha rápida. cortesía

Una nueva interceptación de una embarcación que presuntamente transportaba fardos de cocaína tuvo lugar recientemente cerca de la isla de Bonaire en el Caribe.

Durante el operativo, cinco tripulantes, incluyendo cuatro venezolanos y un dominicano, fueron detenidos y luego traídos a Miami para ser procesados penalmente, según registros de la Corte Federal.


Una denuncia penal presentada ante el tribunal por un agente especial de la Agencia de Lucha Contra las Drogas (DEA) describe la operación del pasado mes de octubre durante la cual un avión estadounidense que patrullaba la zona avistó un lancha rápida.

La interceptación de la lancha en las proximidades de Bonaire, la isla que es parte del Caribe holandés, es sólo el más reciente ejemplo de una larga serie de interceptaciones similares en el Atlántico, Caribe y Pacífico en los últimos cinco a ocho años.

Cientos de tripulantes de múltiples nacionalidades, pero en su mayoría colombianos, ecuatorianos, mexicanos y centroamericanos, han sido detenidos en alta mar y luego transportados a Miami para ser enjuiciados. Muchos de ellos han sido condenados a penas carcelarias de hasta 10 años cada uno que ahora cumplen en diferentes prisiones alrededor del país.

Al avistar el helicóptero, los tripulantes de la lancha rápida comenzaron a tirar por la borda paquetes,

denuncia penal de la DEA

El caso actual comenzó el 17 de octubre cuando el avión de patrullaje detectó la lancha rápida en una posición en alta mar a unas 115 millas al norte de Bonaire.


La tripulación del avión notificó de la presencia de la embarcación al barco de guerra de la Armada Real Británica Wave Knight, uno de los buques de las fuerzas aliadas que asisten al Servicio de Guardacostas de los Estados Unidos a patrullar las rutas marítimas que utilizan los narcotraficantes.

El Wave Knight despachó dos botes con tripulantes para investigar más de cerca la lancha rápida, y un helicóptero.

“Al avistar al helicóptero, los tripulantes de la lancha rápida comenzaron a tirar paquetes por la borda”, dice una denuncia penal presentada ante la corte por el agente especial de la DEA. “El helicóptero hizo disparos de advertencia que no surtieron efecto”.

Por ende, el tripulante del helicóptero que hizo los disparos de advertencia recibió autorización y disparó contra los motores fuera de borda que obligó a la lancha rápida a detenerse.

“Tripulantes de uno de los botes despachados por el Wave Knight recuperaron los fardos lanzados al agua, mientras que los tripulantes del segundo bote abordaron y tomaron el control de la lancha rápida”, según la denuncia penal.


Eventualmente, se recuperaron del agua 12 fardos que contenían cocaína, de acuerdo con la denuncia penal.

Había cinco personas abordo de la lancha rápida.

Según la denuncia penal, uno de los cinco —Mervis José Guilarte de Venezuela —dijo ser el capitán de la lancha rápida y admitió que su misión era el “viaje de la cocaína”.

Los demás tripulantes de la lancha rápida incluían tres venezolanos y un dominicano.


En última instancia, tripulantes del Wave Knight y de un escampavías del Guardacostas que arribaron al lugar recuperaron fardos con un total de 350 kilos de cocaína y por un valor de $11.6 millones.

Los cinco tripulantes de la lancha rápida luego fueron transportados a Miami para ser procesados penalmente y la cocaína incautada fue descargada en la base del Guardacostas en Miami Beach el pasado 9 de noviembre.


Una vocera de la DEA dijo que no podía comentar sobre el caso porque aún está en curso en la Corte Federal de Miami. El expediente del caso no mencionaba el nombre del abogado que representa a Guilarte, el capitán de la lancha rápida.

Siga a Alfonso Chardy en Twitter: @AlfonsoChardy

  Comentarios