Sur de la Florida

Solicitan juicio por separado en caso de cubanos acusados de tráfico humano

Cientos de inmigrantes cubanos intentan llegar cada año a las playas del sur de la Florida. En la foto, un bote de la Guardia Costera intercepta 17 cubanos que llegaban a Cayo Hueso el 6 de septiembre del 2015.
Cientos de inmigrantes cubanos intentan llegar cada año a las playas del sur de la Florida. En la foto, un bote de la Guardia Costera intercepta 17 cubanos que llegaban a Cayo Hueso el 6 de septiembre del 2015. EFE

La defensa de José Rafael Mena Núñez y Yosvany Pérez Roche, cubanos acusados de tráfico ilegal de inmigrantes por un hecho en el que fallecieron un niño de 11 años y una mujer, el 16 de junio del 2008, pidieron a la Corte Federal del Distrito Sur de Florida que se les adelante un juicio por separado, pues ambos realizaron declaraciones en las que que se “implican directamente” en la responsabilidad de los hechos.

Según los abogados Rafael Rodríguez y Saam Zangeneh, al ser Mena Núñez y Pérez Roche las únicas dos personas que fueron vistas por agentes americanos en la embarcación que naufragó y los únicos dos acusados en el caso, las declaraciones que hicieron después de haber sido leídos sus derechos pueden incriminar al otro.

En documentos por separados, ambos letrados argumentaron que no hay mayor “perjuicio que una declaración hecha implicando a un acusado que no puede ser impugnada” y que “la declaración de un defendido en contra del otro perjudica sus derechos bajo la Sexta Enmienda, debido a que puede llegar a inferir sobre su posible culpabilidad”.

Sin embargo, la Fiscalía desestimó el alegato asegurando que “la regla general es que los que han sido acusados juntos sean juzgados juntos y esta regla es particularmente aplicable a casos de conspiración”, por lo que le solicitó a la Corte proceder en un mismo juicio con dos jurados.

La fiscal federal Emily Rose indicó que “los Estados Unidos no se referirá a las declaraciones de los acusados en su declaración inicial” y que recurrir a dos jurados “promueve la economía judicial y reducirá los costos de no tener un juicio adicional”.

La Fiscalía, así mismo, argumentó que el hecho de que la madre del menor fallecido testifique en dos juicios por separado sería un evento “indudablemente traumático” para ella. “Requerirla para testificar dos veces sobre la pérdida de su hijo puede ser remediado asignando dos jurados. En consecuencia, esto ahorrará gastos del viaje y evitará que la madre del niño fallecido testifique dos veces”, añadió.

De otro lado, el abogado de Mena Núñez le solicitó a la Corte Federal modificar la libertad bajo fianza que le fue concedida desde octubre del año pasado a su cliente para que pueda llevar a su esposa desde y hacia el trabajo los miércoles, jueves, viernes, sábados y domingos de 9 a 10 p.m. entre semana y de 6 a 7 a.m. los fines de semana, ya que la mujer no maneja.

En la solicitud, el abogado Rafael Rodríguez señaló que la petición cuenta con el visto bueno del oficial encargado del cumplimiento de la libertad bajo fianza del acusado y y de la fiscal Rose.

La versión oficial cubana de la tragedia fue que los contrabandistas deliberadamente hundieron el bote para distraer la atención de las Tropas Guardafronteras. Pero disidentes dijeron entonces que la embarcación que transportaba a los inmigrantes fue embestida por el bote de Guardafronteras para prevenir su huida. Los traficantes escaparon a la Florida y el año pasado Mena Núñez y Pérez Roche fueron arrestados y acusados de ser los organizadores del fatídico viaje. Los acusados se declararon inocentes y exigieron ser enjuiciados para probar su inocencia.

Se tiene previsto que el juicio contra estos dos cubanos comience el próximo primero de agosto y que dure cinco días.

Siga a Catalina Ruiz Parar en Twitter: @catalinaruiz.

  Comentarios