Sur de la Florida

Pitones amenazan supervivencia de mamíferos en Los Everglades

El cazador de pitones birmanas Rubén Ramírez muestra el lomo de una de estas culebras.
El cazador de pitones birmanas Rubén Ramírez muestra el lomo de una de estas culebras. Archivo el Nuevo Herald

La pitón birmana, una serpiente no nativa que prolifera en el sur de Florida, se ha convertido en una grave amenaza para la supervivencia de mamíferos que, como el conejo o el ratón de campo, encuentran su hábitat natural en el Parque Natural de los Everglades, se informó el lunes.

Esta es la conclusión principal de un experimento realizado por científicos de la Universidad de Florida (UF) que recoge el lunes el diario The Gainsville Sun, para el que utilizaron una treintena de ratones de laboratorio a los que adhirieron un collar de transmisión de señales para luego soltarlos en los Everglades.

Tras un seguimiento constante de los pequeños mamíferos en esta amplia zona pantanosa del sur de Florida, los científicos determinaron en julio pasado que todos los ratones de pantano habían desaparecido sin dejar rastro.

Un equipo de investigadores se desplazó a la zona donde habían sido soltados los conejos y, siguiendo las señales que emitían los dispositivos, sólo encontraron serpientes pitón.

“Los expertos salieron en busca de ratones muertos, pero encontraron, en su lugar, serpientes pitón”, destacó Robert McCleery, biólogo de la UF, quien encabezó el equipo de científicos que realizó el experimento publicado en la revista Proceedings of the Royal Society.

El estudio muestra por primera vez, con pruebas, la relación directa entre la proliferación de culebras pitón birmanas y el declinar preocupante de la población de conejos de pantano y otros pequeños mamíferos autóctonos en los 1,5 millones de acres que ocupa el Parque Nacional de los Everglades.

Investigaciones previas responsabilizaban a las pitones con el descenso de especies de pequeños mamíferos en esta zona pantanosa, pero nunca se había desarrollado un estudio con una correlación científica.

“Comprobar que estos mamíferos estaban en el estómago de las pitones requirió un largo camino desde la suposición de que estas serpientes eran la causa de su declinar”, precisó McCleery.

El primer propósito de los científicos era, aseguró, lograr que estos ratones de pantano se adaptaran al hábitat de los Everglades. Y durante medio año así fue. Pero luego las pitones acabaron con los pequeños mamíferos.

El experimento prueba con “evidencias muy sólidas que las pitones pueden tener un impacto directo en el declinar de la población de ratones y otras especies de mamíferos”, subrayó el experto de la UF.

Las pitón birmanas, nativas del sureste de Asia, se multiplicaron en los Everglades al ser liberadas en este hábitat en la década de 1980 por personas que las tenían como mascotas; o de forma involuntaria tras el paso del huracán “Andrew” en 1992.

Desde entonces, el número de pitón birmanas capturadas o encontradas muertas, dentro y alrededor de los Everglades, ha aumentado drásticamente.

Entre los años 1996 y 2006 fueron importadas a Estados Unidos un total de 99,000 serpientes pitón como mascotas, destacó la Comisión para la Conservación de la Fauna y la Pesca (FWC) de Florida.

  Comentarios