Sur de la Florida

Halla la policía a sospechoso de asesinato oculto en casa de Broward

Después de un tenso asedio que duró unas seis horas, y que terminó ayer en la noche, el Departamento de Policía de Broward (BSO) logró entrar en una casa cerca de Fort Lauderdale donde capturó a un sospechoso de homicidio que se había escondido en el ático.

Francisco Acosta, de 24 años, fue acusado de matar a su cómplice durante una frustrada invasión a una casa que ocurrió en Pompano Beach a principios del mes pasado. Acosta estaba fugitivo hasta que las autoridades pudieron arrinconarlo en la vivienda de Fort Lauderdale a aproximadamente las 8 p.m. de ayer.

Miembros del Equipo de Armas y Tácticas Especiales (SWAT) del BSO respondieron a la llamada de emergencia después de recibir informes de que un posible sospechoso se encontraba en la casa ubicada en el 2849 NW 14 Court, indicó un portavoz del BSO.

Posteriormente el sospechoso fue identificado como Acosta.

La policía de Broward estaba buscando a Acosta desde el 10 de marzo cuando, según los investigadores, él y Christopher Sheppard, de 21 años, entraron en una casa de Pompano Beach y trataron de robar. Ambos hombres estaban armados, de acuerdo con lo que los testigos le declararon a las autoridades.

Pero poco después de haber entrado en la vivienda, los asaltantes fueron confrontados por dos residentes de la casa. Se desató una pelea y hubo disparos, aunque no se supo de inmediato qué ocurrió, dijo el BSO.

Cuando las autoridades llegaron a la casa, hallaron a Sheppard muerto a tiros fuera de la casa.

Uno de los residentes, Felipe Cruz Flores, resultó herido de gravedad, y tuvo que ser transportado al hospital North Broward Medical Center.

Acosta no se encontró por ninguna parte hasta ayer, cuando entró en la casa de Fort Lauderdale y se parapetó en ella. Durante el asedio, no tomó de rehén a nadie ni realizó ningún disparo, dijo el BSO.

Un edificio de apartamentos cercano a la casa debió ser evacuado, como medida de precaución.

Durante varias horas, un negociador del equipo SWAT estuvo discutiendo la situación con Acosta. En el esfuerzo, llamaron a la madre, el hermano y el mejor amigo de Acosta para que lo ayudara en las negociaciones para que se rindiera.

El amigo, William Johnson, dijo que le pidió a Acosta que se entregara sin causar mayores problemas.

''Le dije que se rindiera y que terminara ya con todo este problema'', le dijo Johnson a la prensa.

Finalmente, cerca de la medianoche, el equipo SWAT entró en la casa, donde halló a Acosta oculto en el ático.

Acosta fue acusado de asesinato en el momento de cometer un delito mayor, según el informe policíaco del BSO. Se encuentra detenido en la cárcel principal del Condado Broward sin derecho a fianza.

El hombre tiene un largo historial de antecedentes penales que incluyen condenas por robo en gran cuantía, invasion de morada, posesión de un arma de fuego, fuga y resistirse a ser arrestado.

  Comentarios