Sur de la Florida

Sigue la selección del jurado en el juicio del adolescente Michael Hernández

Michael Hernández, de 18 años, está acusado de haber asesinado con un cuchillo a Jaime Gough en el 2004, cuando ambos chicos tenían 14 años.
Michael Hernández, de 18 años, está acusado de haber asesinado con un cuchillo a Jaime Gough en el 2004, cuando ambos chicos tenían 14 años.

Ayer comenzó la selección del jurado en el juicio de un ex estudiante de la escuela intermedia Southwood acusado de matar a otro estudiante en un baño del plantel.

Michael Hernández, de 18 años, está acusado de asesinar con un cuchillo a Jaime Gough en el 2004, cuando ambos tenían 14 años.

Antes de que los abogados comiencen a entrevistar a los jurados potenciales, el juez de la Corte de Circuito de Miami-Dade John Schlesinger emitió una orden mordaza que prohíbe tanto a los abogados como a los testigos hablar públicamente del asunto.

La Fiscalía Estatal solicitó la orden mordaza después de ver al abogado de Hernández, Richard Rosenbaum, hablando con los medios de prensa fuera del tribunal el martes pasado.

Rosenbaum se opuso a la orden, pero Schlesinger manifestó que es la única manera de proteger el derecho de Hernández a un juicio justo.

''El caso debe ventilarse en este tribunal, no en los periódicos ni en la televisión'', dijo el juez.

La orden también fue impugnada por abogados de The Miami Herald, así como de los canales de televisión WFOR-CBS 4 y WTVJ-NBC 6.

Schlesinger se negó a satisfacer una petición estatal que pedía que se ocultara el nombre de los jurados y limitar la publicación de fotografías en los medios de prensa.

El juez estuvo concordó con los abogados de los medios en que la medida no era necesaria.

Los abogados de ambas partes tienen planeado entrevistar a los jurados potenciales en grupo y también de forma individual sobre una gama de temas, como sus agendas en las próximas semanas, ya que se cree que el juioio podría durar entre tres y cuatro semanas.

De igual modo, se les preguntará si saben o han leído algo sobre el caso, que acaparó la atención nacional en el 2004.

De ser hallado culpable de asesinato en primer grado, Hernández pasará el resto de su vida en la cárcel. Si lo declaran inocente por motivo de locura temporal en el momento en que cometió el crimen, entonces será enviado a una institución mental.

La selección del jurado debe continuar hoy.

  Comentarios