Sur de la Florida

Adolescente de 15 años acusado como adulto en asesinato de muchacha

Hoy, la fiscalía acusó formalmente a Jason Hartley —el adolescente de 15 años vecino de Fort Lauderdale acusado de haber matado a una muchacha de 14 años, y esconder el crimen— de homicidio en segundo grado, así como también en calidad de adulto.

Hartley se enfrenta potencialmente a cadena perpetua de ser hallado culpable.

Según la policía Hartley confesó haber matado a su vecina Neica Gibbs después que el pasado 28 de junio tuvieron relaciones sexuales en la casa móvil de la madre de él.

Desde entonces estaba el problema de si se acusaba a Hartley como juvenil o como adulto, pero la cuestión quedó dilucidada hoy cuando la fiscal estatal Maria Schneider anunció los cargos en la corte.

Hoy Hartley será trasladado de la cárcel juvenil donde se encuentra a la cárcel principal del condado.

''Es una situación muy difícil cuando se lidia con un caso en que el acusado es un chico de 15 años, pero las circunstancias y la gravedad del crimen nos han llevado a acusarlo como adulto'', expresó Schneider. "La familia de la víctima también piensa que esta es la manera de actuar'', concluyó diciendo Schneider.

Lorraine Boggess, la madre de Hartley, estaba en el tribunal, pero no quiso hablar con los medios de prensa.''Es extraño que un muchacho de 15 años sin antecedentes criminales sea acusado de un delito tan grave'', dijo por su parte George Reres, el abogado de Hartley. ``El chico está pasmado porque nunca ha estado tanto tiempo fuera de su casa, y en realidad todavía no entiende qué está pasando''.La familia de Gibbs no asistió a la vista judicial de hoy.Schneider explicó que Hartley no fue acusado de homicidio en primer grado ya que la fiscalía estatal no consideró que el asesinato fue premeditado, sino que fue un acto de pasión.

  Comentarios