Sur de la Florida

Recién nacido encuentra refugio seguro en Lauderhill

El paramédico de los bomberos Steffen Majer estaba revisando su equipo a eso de las 11 a.m. de jueves en la estación de bomberos de Lauderhill cuando dos mujeres jóvenes llegaron con un recién nacido en el asiento trasero de su auto.

Una de las mujeres preguntó humildemente si ese era el lugar donde podía dejar al recién nacido, que mantenía envuelto en una manta de maternidad y aún llevaba una parte de su cordón umbilical.

Majer, padre de tres hijos, tomó a la pequeña que traía la mujer y la llevó al interior de la estación de bomberos del Sheriff de Broward No.14, en 791 NW 31st Ave.

Y al hacerlo convirtió a Broward en el condado con el mayor número –19 hasta ahora—de niños recogidos después de ser abandonados desde que el estado aprobó en el 2000 la Ley de refugio seguro

En todo el estado, la gente ha abandonado anónimamente a 117 bebés de una semana o menos de nacidos en cualquier hospital, estación de bomberos o estación de servicios médicos de emergencia sin sufrir las consecuencias.

El jueves, el capitán Tammy Longo y el paramédico de bomberos Kevin Gabay verificaron que la niña estaba sana antes de llevarla al Hospital General de Plantation para que la examinaran. Una vez que pase el chequeo médico será ubicada en una agencia de adopción privada.

UN CASO ANTERIOR

Longo y Gabay deben haber tenido la sensación de lo ya visto. El otoño pasado llevaron a una niña a la que llamaron Baby Noel al mismo hospital después que la dejaron afuera de la misma estación de bomberos en cochecito.

Majer dijo que trató de tranquilizar a la mujer que iba en el auto, quien parecía la más preocupada.

"Le dije que al bebé no le faltarían los mejores cuidados posibles y que la decisión que había tomado era buena", dijo. "Incluso llegué a decirle que se podía sentir orgullosa de ella misma".

“HACER LO CORRECTO”

La madre "hizo lo correcto de una manera adecuada", dijo Nick Silverio, fundador de "Un refugio seguro para los recién nacidos", que fundó en memoria de su difunta esposa para darle publicidad a la Ley de refugio seguro. "Lo importante es elogiar [a la madre] por ser valiente y tener coraje para hacer lo que hizo. Alentamos a la gente que no puede criar a un hijo; esta es la mejor alternativa".

Ambas mujeres negaron ser la madre de la niña y dijeron que había nacido el jueves en una casa, expresó Majer. Una de ellas, obviamente preocupada, preguntó a Majer si podría saber quién adoptó la niña.

‘SIN AVERIGUACIONES’

"A las mujeres les fue muy difícil venir a entregar algo tan precioso", dijo Majer. "Pudieron marcharse sin que hiciéramos averiguaciones, que es lo que hace tan hermoso este programa".

Majer considera que la razón de que el condado Broward sea el estado de vanguardia es que la comunidad presta mucha atención a los bebés rescatados. Cuando los bomberos salvaron a Baby Noel el otoño pasado, en menos de una hora 200 personas se interesaron por adoptarla, dijo.

"Este programa funciona", dijo Gregory Holness, jefe asistente de los bomberos del Sheriff de Broward. "Impide que los bebés sean lanzados a la basura, algo que a menudo vemos en Broward.

El número telefónico gratuito de Safe Have, que funciona las 24 horas, es 877-767-2229 (BABY). Los consejeros hablan inglés, español y creole.

  Comentarios