Sur de la Florida

Crisis le cambia el paso al mundo del modelaje en Miami

ANDREA MILNER de 22 años, Dani Dwyer de 19 años y Eloisa Carvalho de la agencia de modelaje Irene Marie.
ANDREA MILNER de 22 años, Dani Dwyer de 19 años y Eloisa Carvalho de la agencia de modelaje Irene Marie.

Las siete jóvenes modelos nunca tuvieron tanto tiempo para ir a la playa. Andaban de teléfonos celulares a taxis a sesiones de prueba, posando y haciendo pucheros para los catálogos durante el pináculo de la temporada de modelaje de Miami.

Con los tiempos como están, ahora están viendo las consecuencias mientras se asolean en bikinis y shorts, o tiran una bola de vólibol. Esto todo es informal, ya que no uno sino dos torneos de vólibol se han cancelado.

"¡Ay, la economía!'' se lamenta Dani Dwyer, una rubia muy esbelta de 19 años con estómago bien plano y un bikini negro puesto.

La noticia, llegada esta semana, de que la agencia Irene Marie Models de South Beach está cerrando sólo sirvió para reafirmar que la fealdad económica del país ha llegado a afectar el mundo del glamour.

El declive en el sector de publicidad ha reducido mucho los ingresos de periódicos y revistas, dando como resultado menos trabajo para las agencias que consiguen a las modelos. Ahora, Irene Marie Models, que hace sólo dos años tenía 850 modelos de tiempo completo, está considerando declararse en bancarrota.

Para las modelos que trabajan, lo mismo que los empleados de fábricas de automóviles o de bancos, el declive significa que esos cuerpos esculturales tienen que empezar a llevar vidas más sedentarias. Aunque ellas admiten que todavía tienen una buena vida.

Con la nueva economía, tienen que tomar menos taxis y caminar más, menos tiempo en darles pequeños detalles a los meseros, más tiempo en las cajas de los supermercados.‘‘En lugar de irme a comer por $40, compro $100 de comestibles que me duran una semana'', dice Dwyer. "Y no estoy comprando tanto''.

"Yo también salgo menos de compras'', dice Andrea Milner, de 22 años. A mí me encanta comprar, y este año solamente me he comprado tres pares de zapatos''.

Detrás de ellas estaba la oficina de Irene Marie Models, en el segundo piso de 728 Ocean Drive. Si uno está caminando por la calle, no es fácil verla, especialmente porque en el piso de abajo están los turistas en Johnny Ro-ckets, devorando hamburguesas y batidos de fresa.

El jueves, las pocas modelos que todavía están con la agencia iban por un callejón a recoger sus portafolios y tratar de encontrar un nuevo agente.

Samuel Johnson, que antes trabajaba para Irene Marie, salió a la playa. Johnson vive en Miami Beach y se encontró con un grupo de modelos de Nueva York, Brazil y Bulgaria.

Es un mundo íntimo y pequeño, lleno de las inquietudes de menores de 30 años que pudiera utilizarse en televisión: incluso Dwyer tiene un programa próximamente, llamado The City, que va de Miami, Los Angeles a Milán.

Rubio, con ojos muy azules y abdomen muy bien esculpido, Johnson ha empezado a dedicarse a bufés para controlar los gastos. "En el 2007 se suponía que las cosas estaban lentas, pero a mí me iba muy bien'' dijo con el mar a sus espaldas. ‘‘Este año estoy en la ruina''.

"Cuando una agencia cierra, crea un efecto de dominó y hay más competencia no sólo entre agentes, sino también en ventas y en restaurantes'', dijo Johnson. ‘‘Irene Marie era muy buen lugar. Siempre me han atendido lo mejor del giro. Pero creo que voy a viajar pronto. Me siento optimista de que todo irá bien''.La situación económica se puede observar en las sesiones de prueba, de las que hoy hay muchas menos, donde los modelos dicen que esperaban a veces hasta cuatro veces más personas. Lo que es incluso peor es que las tiendas por departamentos probablemente empiecen a contratar modelos no tan esbeltos, porque cobran menos.

"Si la gente sigue viniendo a Miami, también están recortando sus tarifas'', dice Eloisa Carvahlo, que mide 5 pies 9 pulgadas y pesa 115 libras, y lleva su radiante cabello negro atado en un moño y un bikini estampado. "Ahora hay que cuidar el dinero, porque uno no sabe lo que va a pasar''.

  Comentarios