Sur de la Florida

Capitán de bote que naufragó enfrentaría pena de muerte

Un haitiano acusado de capitanear una embarcación llena de inmigrantes ilegales desde las Bahamas que naufragó la semana pasada, se enteró el miércoles que podría enfrentar la pena de muerte por el incidente, que dejó nueve muertos.

Jimmy Metellus, de 33 años, fue acusado de una operación de contrabando de ilegales que resultó en la muerte de varias personas.

La jueza Ann Vitunac le dijo a Metellus en un tribunal de West Palm Beach que la muerte de los inmigrantes "hace que usted pueda ser condenado a la pena de muerte''.

Metellus, que tiene la residencia estadounidense aunque no habla inglés, respondió "Oui'' cuando se le preguntó si comprendía las acusaciones.

En sandalias, encadenado y vistiendo un uniforme azul, caminó con aparente dificultad y observó cuidadosamente lo que sucedía en el tribunal cuando se puso de pie para escuchar los cargos.

El tribunal nombró un abogado de oficio para representar a Metellus, después de que le dijo a la jueza Vitunac que no tenía dinero y su familia en Haití lo mantenía mientras se sometía a un tratamiento médico que no especificó.

Metellus le dijo a la jueza que tiene nueve hijos y que salió de Estados Unidos en septiembre del 2007 porque estaba enfermo y necesitaba regresar a Haití para ser atendido allí.

"Estoy casado'', dijo Metellus a través de un intérprete. "Sin embargo, estoy separado de mi esposa desde hace cuatro años''.

La jueza ordenó que debía seguir detenido sin derecho a fianza hasta su próxima audiencia, programada para el 29 de mayo. El encausamiento se fijó para el 3 de junio.

Investigadores de la Policía de Inmigración y Aduanas dicen que Metellus fue contratado por cuatro hombres en las Bahamas y aceptó hacer el viaje sin cobrar para escapar a las penurias en Haití.

Al parecer los que iban en la embarcación pagaron miles de dólares por el viaje, que debía salir de Nassau, pasar por Bimini y luego llegar a Miami.

Pero en el trayecto desde Bimini el barco, que llevaba más de 24 personas, se hundió frente a Boynton Beach. Nueve personas perecieron, 16 sobrevivieron y fueron rescatadas; todas, salvo una, eran haitianos.

En la acusación presentada el lunes en un tribunal federal, un hombre que fue identificado como ‘‘Sobreviviente 1'' dijo que su hermano pagó $4,000 para que lo trajeran de contrabando a Estados Unidos.

El hombre es un haitiano que llevaba casi nueve meses en las Bahamas.

El viaje lo organizaron cuatro hombres, uno de los cuales ha sido identificado como "Shine''.

Nadie más ha sido acusado pero las autoridades dijeron que la investigación aún no ha terminado.

  Comentarios