Sur de la Florida

Critican el uso de fuertes drogas en niños de Florida

EL SECRETARIO del Departamento de Niños y Familias (DCF), George Sheldon, habla en una conferencia 
de prensa.
EL SECRETARIO del Departamento de Niños y Familias (DCF), George Sheldon, habla en una conferencia de prensa. AP

Casi tres de cada 10 adolescentes bajo custodia estatal de la Florida han recibido fármacos de salud mental por prescripción facultativa, y 73 niños bajo custodia estatal menores de 6 años están tomando medicamentos psicotrópicos, según un estudio publicado el jueves en respuesta a la muerte de un niño de Broward bajo custodia estatal que estaba tomando medicinas de este tipo.

En total, 2,669 menores --o sea, el 13 por ciento del total de menores bajo custodia estatal de la Florida-- están recibiendo fuertes fármacos psiquiátricos, concluye el estudio, comisionado el pasado mes por el secretario del Departamento de Niños y Familias (DCF), George Sheldon. El grupo mayor, casi el 60 por ciento, son adolescentes entre los 13 y los 17 años.

Los 2,669 menores representan alrededor de un tercio más de los que el DCF había reportado como tomando medicamentos para la salud mental en una base de datos interna de la agencia, lo que significa que los archivos electrónicos estatales habían subestimado significativamente la dependencia en drogas psicotrópicas del estado.

Administradores de bienestar infantil están investigando el uso de drogas de salud mental por parte de los menores bajo custodia estatal tras la muerte el 16 de abril de Gabriel Myers, un niño de 7 años y 67 libras de peso que se ahorcó en la ducha de la casa de Margate en la que se encontraba bajo custodia estatal.

The Miami Herald reportó que Gabriel había recibido varios fármacos psiquiátricos durante sus últimas semanas de vida, incluyendo antidepresivos que han sido vinculados a un alto riesgo de suicidio entre menores. Violando una ley de la Florida adoptada 4 años atrás luego de reportajes de The Herald, ni los padres de Gabriel ni un juez habían aprobado el uso de dichos fármacos.

"Normalmente, un niño de 7 años está aprendiendo a leer y a amarrarse los cordones de los zapatos'', dijo Sheldon. "Incluso ahora, me es incomprensible cómo es que un niño tan pequeño pudo tomar deliberada y conscientemente la decisión de quitarse la vida''.

Sheldon, ex procurador general adjunto, dijo que tenía en general "serias interrogantes'' sobre el uso de medicamentos de salud mental en menores. Muchos de estos fármacos nunca han sido aprobados por la Administración de Drogas y Alimentos para ser usados en menores, y muchos han sido vinculados a graves efectos secundarios.

"Creo que esto se debería hacer como cosa de último recurso, luego de una revisión completa hecha por los profesionales médicos apropiados'', dijo Sheldon.

Durante casi una década, los defensores de los menores en la Florida se han quejado de que se usan drogas mentales como "amarras químicas'' para controlar la conducta difícil de menores bajo custodia estatal.

El jueves, Andrea Moore, ex directora de la agencia Florida's Children First, quien fue la primera en sugerir que los trabajadores sociales que se ocupaban de los niños estaban usando fármacos psiquiátricos para controlar su conducta, dijo que el gran por ciento de menores bajo custodia estatal de mayor edad, así como los que están en instituciones, hace esas preocupaciones mucho más urgentes.

"Los hogares de custodia estatal temporal de grupo tienen más probabilidades de reportar la tristeza y el llanto como depresión, o la ansiedad como un problema de salud mental'', dijo Moore. ‘‘Cualquiera está triste y ansioso si ni siquiera sabe dónde va a estar viviendo de un día para otro''.

Moore expresó asimismo preocupaciones de que los datos podrían no ser confiables. Sheldon admitió el jueves que las cifras no se habían comparado con las de una base de datos administrada por el programa de Medicaid estatal, y que se considera confiable. La agencia admitió también que en el pasado se ha dicho a las personas a cargo de la custodia estatal que en algunos casos no necesitan consentimiento para administrar fármacos psiquiátricos --lo que significa que los mismos ni siquiera estarán mencionados.

Entre los 20,235 children menores cuyos expedientes se estudiaron, los investigadores no encontraron autorización patria o judicial en el 16 por ciento de los casos, según el informe.

Lo mismo que otros estudios anteriores, el nuevo informe muestra que los menores en casas de custodios estatales, hogares de grupo u otro tipo de institución tienen muchas más probabilidades de estar tomando medicamentos psiquiátricos que los que viven con parientes. En general, sólo el 4 por ciento de los niños a cargo de sus parientes han recibido medicamentos psiquiátricos, en comparación con el 21 por ciento de casas de custodios estatales, y el 26 por ciento en otro tipo de alojamiento.

La diferencia se hace particularmente notable entre los de mayor edad: de los menores entre los 13 y los 17 años, a casi el 12 por ciento de los que vivían con sus parientes les habían prescrito al menos un medicamento psiquiátrico, en comparación con el 35 por ciento en casas de custodios estatales y el 33 por ciento en otro tipo de alojamiento, de acuerdo con el informe.

Las agencias privadas de custodia estatal de Miami-Dade y Broward tuvieron resultados promedio en cuanto al cuidado de los adolescentes. El 30 por ciento de los adolescentes al cuidado de Our Kids en Miami-Dade habían recibido uno o más medicamentos psiquiátricos, en comparación con el 28 por ciento de los menores bajo custodia estatal de Broward.

En contraste con los menores bajo custodia estatal, entre el 4 y el 5 por ciento de los niños en la población general están tomando uno o más medicamentos psiquiátricos, dijo el doctor Rajiv Tandon, ex jefe de psiquiatría del DCF que pertenece a un grupo de trabajo designado por Sheldon para estudiar la muerte de Gabriel.

El informe de cinco páginas menciona numerosas medidas que la administración del DCF tomará en los próximos días, entre las cuales se encuentra:

* Los abogados del DCF pedirán autorización para administrar medicamentos psiquiátricos a los padres que aún tienen autoridad para hacer decisiones en nombre de sus hijos, o recurrirán a los tribunales en el caso contrario.

* Los servicios de custodia estatal están iniciando una inspección "inmediata'' para determinar la confiabilidad de su base de datos computarizada, tras haber descubierto que la misma no reflejó con exactitud el número de menores bajo custodia estatal que están tomando medicamentos psiquiátricos.

* La dirección del DCF y de las agencias privadas de custodia estatal en toda la Florida discutirán semanalmente por teléfono el uso de medicamentos psiquiátricos por parte de los menores.

"El propósito de estas llamadas es asegurar la comunicación efectiva sobre mejoras que hay que llevar a cabo, para responder cualquier pregunta [de las agencias privadas] sobre fármacos psicotrópicos, y para resolver problemas pendientes'', dijo el informe.

"Este informe es un primer paso muy importante en el examen minucioso, no sólo de este caso, y además de asegurar que este tipo de tragedia no vuelva a ocurrir jamás'', dijo el jueves Sheldon en conferencia de prensa.

  Comentarios