Sur de la Florida

Legislador de Parkland: ‘¿Saben qué va a suceder después de esto? Nada’.

El legislador estatal Jared Moskowitz en un debate sobre armas en Tallahassee el 15 de marzo del 2017.
El legislador estatal Jared Moskowitz en un debate sobre armas en Tallahassee el 15 de marzo del 2017. AP

El representante estatal Jared Moskowitz estaba en la Legislatura el miércoles por la tarde cuando su esposa le envió un mensaje de texto diciéndole que la escuela de su hijo, que asiste al preescolar en Parkland, estaba en un estado de emergencia.

Moskowitz llamó a la policía, confirmó que había un tiroteo y le dijo al presidente de la Cámara, Richard Corcoran, que se iba inmediatamente a su distrito. Antes de que aterrizara el avión en el que viajaba, la rabia que sentía este demócrata de Coral Springs era palpable. “El infierno es lo que le espera a este atacante. Pero eso no es suficiente”, dijo en un tuit después de abordar el avión.

Una vez que Moskowitz aterrizó y fue a reunirse con las familias que esperaban noticias de sus hijos, se dio cuenta de lo que las familias de las víctimas ya sabían: “Mis colegas no van a hacer nada”.

“Hemos visto este espectáculo antes”, dijo el jueves. “Ahora le toca a mi ciudad. Mientras mi hijo de 4 años estaba aprendiendo a escribir su nombre en la escuela, la hija de su maestra había muerto en el tiroteo. Vivimos en la nación más poderosa del mundo y le hemos fallado a nuestros hijos”.

“¿Y saben lo qué va a suceder luego de esto? Nada”, dijo. “Los políticos tienen que mirar a estos padres de frente y decirles: No vamos a hacer nada”.

Moskowitz, graduado en 1999 de la Escuela Secundaria Marjory Stoneman Douglas, dijo que su hijo de 4 años va a la escuela en Parkland, la secundaria queda a sólo un par de cuadras de su casa, y él ha representado el distrito, primero como comisionado, y ahora como legislador.

Pero el jueves, después de reunirse con el gobernador Rick Scott y la procuradora general estatal Pam Bondi, describió su frustración con la respuesta tan desigual que ha habido de los líderes del estado.

“Si alguien de otro país hubiera hecho esto, si el atacante hubiera utilizado la palabra ‘ISIS’, este país no hubiera dudado en establecer leyes para prevenirlo”, dijo. “Pero si es un estudiante local el que compra un AR-15 no hacemos nada”.

Señaló también que las leyes del estado no permiten al gobierno aprobar leyes más duras para proteger a las personas de los tiroteos, incluso permiten el arresto de los funcionarios que lo hagan.

“Este joven entró a una armería en Broward y compró un fusil”, dijo. “Estaba preparado para disparar a los alumnos como si fuera un juego de video. El FBI fue alertado. El distrito escolar lo sabía. Pero si él hubiera dicho ‘ISIS’, si hubiera sido de otro país, el gobierno hubiera movido cielo y tierra para perseguirlo”.

Moskowitz, quien tiene fama de ser un demócrata que está dispuesto a trabajar con sus colegas republicanos, dijo que la falta de voluntad se debe a un sistema político que premia los extremos.

“Hemos establecido un sistema en el cual hemos manipulado los distritos de manera que se trata sólo de las primarias y hemos elegido a candidatos extremistas, en ambos partidos”, explicó. “Yo conozco a esos republicanos. No son las personas que usted ve en la televisión. Son personas sensatas, pero son víctimas del problema. Los funcionarios electos están más preocupados por perder su escaño que en salvar a los niños”.

Hay soluciones, dijo, pero no va a ser fácil.

“Necesitamos una investigación de antecedentes más robusta, que incluya a personas con problemas mentales y a personas que digan que quieren hacer daño a los demás”, dijo. “Si alguien le está diciendo a todo el mundo que quieren hacer daño a otros, si lo publica en los medios sociales, ¿al menos no podríamos estar de acuerdo en cambiar la ley para prevenir que puedan comprar un arma? Si no podemos ponernos de acuerdo en esto, no podremos ponernos de acuerdo en nada”.

Y añadió: “No es por falta de recursos. Es por falta de acción y liderazgo”.

  Comentarios