Sur de la Florida

Joven de Hialeah mata a su ex novia, su suegra y se suicida

Vivian Albelo, quien tenía 39 años.
Vivian Albelo, quien tenía 39 años.

Parientes de la joven que murió junto a su madre esta mañana en Hialeah, a manos de su ex novio que posteriormente se suicidó, dijeron que Adalberto Torres era hombre celoso y no era visto con buenos ojos por la familia.

Torres, de 21 años, mató a disparos a la joven Lisett Pérez, de 15 años, y su madre Vivian Albelo, de 39, en el estacionamiento del apartamento donde vivían, en el 495 W 12 Street. Una hora después, Torres se suicidó en su apartamento.

Pérez acababa de cumplir 15 años. Torres no tenía antecedentes criminales.

Su madre la llevaba a la escuela cuando Torres llegó con una pistola en mano alrededor de las 6:30 a.m., según las autoridades. Sus cádaveres permanecían bajo una tarpa azul en el estacionamiento al mediodía.

El mes pasado, Pérez rompió con Torres, dijeron varias amigas y una prima. Durante dos años la pareja había vivido juntos con la madre en el apartamento donde sucedió el tiroteo.

"Mi tía aceptó esta situación para que Chai no se alejara de ella'', dijo Yunerkis Aguilera, prima de Pérez. "Mi tía no quería que estuviera con él, pero terminó aceptando esta situación''.

"Chai'', como le decían a Pérez, fue descrita por su prima como "una persona muy suave, muy tierna, muy linda. Era una niña, todavía estaba estudiando''.

Una vecina dijo que había visto a Torres caminar por el estacionamiento del Waterview, el complejo de apartamentos donde vivían.

"Él era muy celoso'' dijo Yaimarelys Roque quien escuchó dos balazos mientras preparaba a sus hijos para la escuela esta mañana. "Mi esposo me dijo, ‘Métete, porque creo que Pacho está matando a Chai'', dijo la joven de 23 años.

Según las autoridades, Torres se suicidó a las 7:38 a.m. en el 2721 SW 29 Court en Miami.

El joven se había mudado a un pequeño apartamento en la parte de atrás de una casa hace apenas dos días. La dueña del inmueble explicó que Torres "se mudó el martes por la noche. Vino con su hermana. El me dijo que trabajaba en un negocio de exportaciones, pero no tengo más detalles".

Por ahora, los investigadores no tienen conocimiento de reportes de violencia doméstica entre la pareja cuando vivían juntos, dijo el vocero Carl Zogby, del Departamento de Policía de Hileah.

"Él antes la golpeaba, pero ella nunca lo reportó'', dijo Zogby.

Albeto y Torres son de La Habana, Cuba. Pérez nació en Estados Unidos, según sus familiares.

El tiroteo ha recordado a muchos en esta ciudad otra reciente tragedia ocurrida en junio en el popular Yoyito Café, cuando otro cubano mató a su ex-pareja y a tres de sus compañeras de trabajo a tiros antes de suicidarse.

En ese cado, Gerardo Regalado reaccionó violentamente semanas después de que su esposa Liazán Molina lo dejara. Regalado le disparó a ella y a seis otras trabajadoras del Yoyito, matando a tres, el 6 de junio. Fue considerado el mayor tiroteo en la historia de Hialeah.

  Comentarios