Sur de la Florida

Se pronostican copiosos aguaceros para el sur de la Florida

Una masa desorganizada de tormentas y nubes que abarca desde la Península de Yucatán hasta el sur de la Florida tiene posibilidades de convertirse en la primera depresión tropical con nombre de la actual temporada ciclónica.

Sin embargo, incluso si la tormenta no llegue a convertirse en depresión tropical, los meteorólogos pronostican que gran parte del estado verá copiosos aguaceros, y es probable que las lluvias afecten el sur de la Florida hasta el fin de semana.

“Independientemente de lo que provoque esta masa —si es que a fin de cuentas provoca algo— los días serán muy lluviosos’’, dijo Dennis Feltgen, portavoz del Centro Nacional de Huracanes.

El martes por la tarde los meteorólogos aumentaron ligeramente el potencial para que el sistema de baja presión se convierta en perturbación ciclónica o tormenta (en cuyo caso sería llamada Andrea), a un 40 por ciento en los dos próximos días. Sin embargo, Feltgen dijo que hay un pequeño margen de desarrollo a medida que el sistema se mueva hacia el norte-noreste, por lo general hacia el área del Big Bend a lo largo de la costa floridana del Golfo de México.

Si bien el centro del sistema se encontraba cerca de Yucatán, al sur del Golfo, los vientos de cizalla empujaban gran parte de la lluvia hacia la península de la Florida, cubierta por una enorme cantidad de nubes y lluvia jalonadas por tormentas más fuertes. Los Cayos de la Florida y la región occidental de Cuba recibirán parte de los primeros aguaceros.

Robert Molleda, meteorólogo de coordinación de advertencias de la oficina en Miami del Servicio Nacional de Meteorología, dijo que se pronostica que las lluvias más copiosas llegarán el jueves y el viernes, y que el suroeste y el centro de la Florida verán las más abundantes, entre cinco y siete pulgadas para el fin de semana.

Para el sureste de la Florida se predicen entre dos y cuatro pulgadas para el domingo. Ya para el fin de semana, el sistema estaría moviéndose rumbo al norte de la Florida en dirección al Atlántico en su actual trayectoria, pero los efectos permanecerían.“Todavía es probable que estemos al final de la masa de humedad’’, dijo Molleda. “Tal vez no veamos tanta lluvia, pero la posibilidad de aguaceros sigue siendo alta’’, agregó el experto.

La temporada ciclónica comenzó el pasado sábado 1ro. de junio y termina el 30 de noviembre.

  Comentarios