Sur de la Florida

Lanzan campaña contra violencia doméstica en Miami

Kaleba Ngoie-Kasongo lidera una organización que ayuda a las mujeres que han sido víctimas de la violencia en la República Democrática del Congo (RDC).

Jeannette Garofalo trabaja con mujeres que se han escapado de relaciones violentas en Miami y que buscan hogares seguros para ellas y sus hijos.

Taina Shephard recorre los moteles en la Calle Ocho y Biscayne Boulevard con fotos de adolescentes desaparecidas y que podrían haberse convertido en víctimas del tráfico sexual.

Estas son apenas algunas de las personas que se reunieron el viernes en La Pequeña Habana para recaudar fondos para una nueva alianza local para combatir la pandamia global de la violencia contra las mujeres y niñas.

“Quiero que todas nosotras que trabajamos sobre estos temas relacionados nos unamos”, dijo Ngoie-Kasongo, quien vive en Miami pero cuya organización Hear Congo trabaja en zonas de conflictos violentos en la RDC. “Tiene mucho más sentido trabajar juntas y unir nuestras voces para que nuestro mensaje pueda ser más fuerte y claro”.

Ngoie-Kasongo fue inspirada por una campaña iniciada en el 2008 por el Secretario General de las Naciones Unidas a fin de educar al público sobre el alcance del problema y presionar a los gobiernos a establecer leyes que penalicen a los actos violentos contra las mujeres y niñas, entre otras metas.

En Miami, Ngoie-Kasongo encontró una aliada en Bettina Rodríguez-Aguilera, una concejal de Doral que ha sido trabajadora social y que durante años se ha dedicado a las campañas locales e internacionales para dar respaldo a las mujeres y víctimas de la violencia a través de proyectos sociales y de desarrollo económico.

Hace dos meses, Rodríguez-Aguilera impulsó una ordenanza municipal en Doral que respalda la campaña de las Naciones Unidas y que proclama el 25 de octubre como un día contra la violencia. Desde entonces, el grupo ha celebrado eventos educativos para la comunidad, particularmente para los jóvenes, el 25 de cada mes.

“Para el primer evento, yo esperaba que llegaran quizás 30 personas”, recordó la concejal. “Pero llegaron 80. Fue algo que nos sorprendió a todos”.

La ordenanza municipal de Doral y las actividades organizadas por la alianza local llamaron la atención de la coordinadora internacional de la campaña de las Naciones Unidas, Anna Alaszewski, quien decidió visitar Miami el viernes para agradecer al grupo personalmente.

“Es muy fácil sentirse agobiado por la tarea [de eliminar la violencia contra las mujeres], y es por eso que tenemos que unir nuestros esfuerzos para tomar acción”, dijo Alaszewski, durante unos breves comentarios en un evento en la galería de arte Futurama. “Muchos de ustedes ya están haciendo demasiado [...] Pero es importante seguir haciendo este trabajo a nivel local”.

Ngoie-Kasongo dijo que varias organizaciones sin fines de lucro y otras instituciones locales se han comprometido a seguir haciendo eventos mensuales para promover la campaña y el uso del color naranja como un símbolo de la lucha contra la violencia.

Los grupos que están participando en la campaña incluyen Safespace Foundation, Inc., que opera dos albergues para víctimas de violencia doméstica y sus hijos en Miami-Dade; Kristi House, una organización dedicada a ayudar a niños que han sido víctimas del abuso sexual; y la Fundación Angel Mariposa, que ayuda a las víctimas de violencia doméstica, entre otros.

Para más información sobre la alianza o para enterarse sobre futuros eventos, escriba a info@proudlyunite.org.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios