Sur de la Florida

Vecinos de Doral piden cámaras de seguridad en parque

Vecinos de un reparto residencial de Doral solicitaron el lunes a las autoridades de esa ciudad que consideren instalar cámaras de seguridad próximas a una cerca en el contiguo parque municipal Morgan Levy debido a la constante venta y consumo de drogas.

Lydia Pérez, vecina de Doral Green, dijo que varios residentes de esa comunidad han sido testigos de transacciones y consumo de sustancias ilegales por lo que también pidió se apruebe el aumento de la altura de las cercas en zonas residenciales, limitadas a un máximo de seis pies según las normas municipales.

“No estamos pidiendo que reinventen la rueda [...] Lo que queremos es que pongan cámaras”, dijo Pérez. “Pero además queremos que estudien la posibilidad de cambiar la ordenanza de las cercas de la ciudad que dice que en zonas residenciales deben ser de seis pies, pero si yo tengo un comercio o un parque o donde pueda haber invasión de propiedad, la ordenanza debería tener una excepción”.

Acompañada de un grupo de vecinos, Pérez expresó públicamente su preocupación durante la sesión municipal del pasado miércoles 15 por los constantes problemas de seguridad en el reparto ubicado junto al parque Levy, en el 5300 de la avenida 102 del noroeste.

El subdirector del Departamento de Policía de Doral, Joe Seiglie, dijo el lunes que si bien el parque cuenta con cámaras de vigilancia que son monitoreadas por esa agencia, estas no captan en detalle la zona de estacionamiento limítrofe con el reparto residencial. Las cámaras se encuentran en la zona de acceso principal de cara a la avenida 102.

Seiglie agregó que ante la queja vecinal se dispuso el inmediato patrullaje con agentes encubiertos en la zona.

“Desde que se conoció la preocupación de los residentes se ha iniciado la vigilancia en el área”, dijo Seiglie a el Nuevo Herald. “En la zona ya hay agentes encubiertos patrullando e investigando”.

Durante su comparecencia ante el Concejo municipal, Pérez dijo que jóvenes mayores suelen saltar la cerca perimetral, en el sector del estacionamiento vehicular del parque, a la altura de una caseta de equipos de telecomunicaciones de la compañía ATT instalada en un jardín trasero del reparto.

“En el último mes hemos experimentado un exceso de invasiones en nuestra comunidad”, dijo Pérez. “Se esconden por la caseta de ATT para hacer cosas ilegales o las que ellos quieran hacer. [...] como el uso y tráfico de sustancias ilegales por parte de las personas que entran. Esto no es nuevo para la policía, a la cual ya le hemos expresado nuestra preocupación”.

René Hernández, otro vecino de Doral Green, destacó que ATT ya ha instalado iluminación en la caseta, a cuyo techo también suelen trepar los jóvenes. Hernández agregó que si bien la policía ha incrementado su presencia en el área, la solución de fondo apuntaba a aprobar el incremento de la altura de la cerca.

“Si permitieran aumentar a 10 pies la cerca, eso sería lo más positivo que podrían hacer”, dijo Hernández. “Nos daría mayor seguridad y nos quitaría la preocupación de que las personas sigan saltando y viniendo a esta caseta. Esto es como su casa club donde hacen de todo”.

Hernández recordó que en otros parques municipales, como en el JC Bermúdez, las cercas son de 10 pies de alto.

A partir de cifras proporcionadas por la policía, Pérez dijo durante la audiencia pública que desde enero del 2012 a marzo del 2013, en el parque Levy se han registrado: un caso de venta de drogas, dos robos de pertenencias en vehículos motorizados, tres robos de bicicletas, además de otros 22 casos de robos, entre otros delitos.

“Esto es muy preocupante para nosotros porque hemos tenido confrontaciones con jóvenes mayores”, dijo Pérez. “Como consecuencia de eso, sentimos miedo real de ser víctimas de más robos, vandalismo e incluso [tememos] por nuestras vidas, lo cual nunca había sucedido en nuestra comunidad”.

La serie de incidentes en Doral Green ha motivado a los vecinos a organizarse en una junta de seguridad la cual trabajará en coordinación con la policía.

“Los vecinos de esa comunidad ya empezaron las gestiones para organizar un grupo de Neighborhood Crime Watch”, dijo el lunes el agente Noel Feliciano, coordinador de la división comunitaria de la policía de Doral.

En esa misma audiencia, el director de la policía de Doral, Richard Blom, dijo que en los últimos seis meses ese departamento no tenía registrada ninguna llamada de queja sobre actividades sospechosas en Doral Green.

“Con el Neighborhood Crime Watch tratamos de que si se escucha algo, se ve algo o se huele algo sospechoso, deben de llamarnos”, dijo Blom ante el Concejo. “Las cámaras de seguridad no van a ser efectivas si no nos llaman. Hay que comenzar con lo básico: llamar a la policía”.

Desde que asumió la jefatura de la policía en febrero del año pasado, Blom implementó una intensa estrategia de lucha contra el crimen en Doral. El año pasado fueron arrestadas 265 personas, la mayoría adultos que no residían en Doral, mientras que en el 2012 fueron detenidos 149. De los capturados, 42 fueron acusados con cargos graves.

Según cifras de la policía, la reducción anual del crimen en Doral fue del 2 por ciento, pero la mayor caída se evidenció en el caso de robo de vehículos (-33 por ciento), asalto a mano armada (-28 por ciento) y robo en viviendas (-18 por ciento).

Durante la sesión del miércoles, el alcalde de Doral, Luigi Boria, le expresó a Blom la necesidad de mantener vigente esa estrategia proactiva de lucha contra el crimen.

“Necesitamos encontrar maneras de promover el Neighborhood Crime Watch” , dijo Boria.

El administrador municipal Joe Carollo recalcó que representantes del Departamento de Parques y de la Policía ya habían coordinado con los vecinos para evaluar alternativas para mejorar la seguridad en el área.

Para Paola Villaroel, otra vecina de Doral Green que vive cerca de la cerca y de la caseta de ATT, el esfuerzo de las autoridades debe traducirse en medidas efectivas.

“Me preocupa lo que está pasando”, dijo Villaroel. “Yo tengo dos niños pequeños y lo único que queremos es que las autoridades puedan ayudarnos a encontrar una solución a este problema”.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios