Sur de la Florida

Médico de Coral Gables descubre con rapidez llamada falsa sobre secuestro de hija

El hombre en el teléfono le dijo al Dr. Carlos Wolf que tenía a su hija como rehén, y que le cortaría un dedo si Wolf no le entregaba $50,000.

Para convencer al cirujano plástico todavía más, una mujer que gritaba cerca tomó el teléfono y dijo algo ininteligible.

Sin embargo, Wolf pensó con rapidez y pudo mantener al presunto secuestrador en la línea durante seis o siete minutos, tiempo suficiente para enviarle a su hija un mensaje de texto y cerciorarse de que estaba bien.

Sin embargo, Wolf dijo que el que haya estado el jueves del otro lado del teléfono y llamó a su consulta de Coral Gables, hizo sus averiguaciones sobre él. Dijo que sabía dónde trabajaba y que tenía una hija, pero al parecer no conocía el nombre de la chica.

“Fue algo que de veras me asustó”, dijo Wolf. “Por fin, mi hija me llamó”.

Según la policía es una vieja táctica que se cree surgió en Puerto Rico en 1999. De vez en cuando tiene lugar en el área, y por todo el país. La policía dijo que pensaba que la llamada hecha a Wolf provino del extranjero.

La policía dijo que no ha notado un aumento de este tipo de llamadas este año, pero de cualquier modo es bueno advertirle a los residentes que estén alertas si reciben una llamada semejante. Poder localizar cuanto antes al familiar, también ayuda mucho.

“Esto va en olas”, dijo Kelly Denham, portavoz de la policía de Coral Gables. “No había ocurrido nada parecido desde hacía unos dos años”.

  Comentarios