Sur de la Florida

Boricuas afectados por el huracán María acabarán sin hogar en Florida. Organizaciones locales quieren impedirlo

Organizaciones puertorriqueñas piden al gobernador Rick Scott que los afectados por el huracán María no acaben sin hogar en Florida

Organizaciones locales boricuas y legisladores floridanos pidieron el jueves al gobernador Rick Scott que ofrezca soluciones de vivienda asequible a los puertorriqueños afectados por el huracán María.
Up Next
Organizaciones locales boricuas y legisladores floridanos pidieron el jueves al gobernador Rick Scott que ofrezca soluciones de vivienda asequible a los puertorriqueños afectados por el huracán María.

Organizaciones locales boricuas y legisladores floridanos pidieron el jueves al gobernador Rick Scott que ofrezca soluciones de vivienda asequible a los puertorriqueños afectados por el huracán María, quienes perderán el programa de Asistencia de Alojamiento Transitorio el 23 de julio.

“Son el gobernador y los legisladores los que tienen la llave para abrir los recursos disponibles y ofrecer viviendas asequibles”, explicó Luis DeRosa, presidente ejecutivo de la Cámara de Comercio de Puerto Rico en el Sur de la Florida, durante una rueda de prensa.

Muchos evacuados siguen en un limbo “debido a la incapacidad del gobierno para ofrecer una solución de alojamiento a las familias desplazadas”, según la Cámara de Comercio.

En la rueda de prensa celebrada el jueves en Miami, organizaciones locales y miembros de la comunidad boricua en el sur de la Florida reclamaron que el gobierno estatal tome medidas ante el fin inminente del programa de Asistencia de Alojamiento Transitorio, que maneja la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA).

Un juez federal falló recientemente que los puertorriqueños que llegaron a Estados Unidos después del huracán podrían seguir beneficiándose de la asistencia para alojamiento hasta el próximo lunes.

Del total de 1,700 puertorriqueños que se han beneficiado del programa, un total de 323 familias —879 personas— están en Florida y quedarán sin hogar el día 23.

La solución pasaría por disponer de recursos del Fondo Sadowski, destinado a ofrecer ayuda para vivienda asequible, un problema que afecta no sólo a los puertorriqueños, según los organizadores del evento.

“Si realmente quieren arreglar este problema, Rick Scott y sus aliados deberían armarse de valor y hacer lo correcto”, dijo el legislador estatal demócrata Kionne McGhee durante la rueda de prensa.

La crisis de vivienda asequible en Florida ha convertido a los puertorriqueños en un “daño colateral”, según Robert Asencio, representante estatal de Florida y miembro de una comisión que trata con asuntos relacionados con los huracanes que han afectado a Puerto Rico y Caribe.

“Estamos muy preocupados no sólo por los puertorriqueños y la gente de las Islas Vírgenes, sino también por todos los floridanos que no pueden permitirse tener una vivienda asequible y segura en su ciudad”, añadió DeRosa.

El actor boricua Osvaldo Ríos estuvo también presente, esta vez en su faceta de activista social, y exigió una actuación inmediata para crear “vivienda apropiada”.

“No vamos a permitir que un solo puertorriqueño más duerma en la calle, porque somos ciudadanos americanos”, añadió.

El huracán María, que arrasó Puerto Rico en septiembre del 2017, dejó 64 fallecidos, según el gobierno, aunque un reciente estudio de la Universidad de Harvard reveló que la cifra fue en realidad de 4,600 .

La FEMA informó el lunes pasado que otorgó $140 millones adicionales en subvenciones de asistencia pública para la recuperación de Puerto Rico por el huracán María, lo que hace aumentar a $2,600 millones la cantidad de dinero que el programa de asistencia pública de la FEMA ha entregado a la isla hasta la fecha.

Siga a Marta Oliver Craviotto en Twitter: @MartaOCraviotto

  Comentarios