Sur de la Florida

Fallece en Miami uno de los miembros más destacados de la Brigada 2506

Julio González Rebull falleció a los 82 años en Miami. Fue un destacado miembro de la Brigada 2506 desde su participación en Bahía de Cochinos a los 23 años.
Julio González Rebull falleció a los 82 años en Miami. Fue un destacado miembro de la Brigada 2506 desde su participación en Bahía de Cochinos a los 23 años. AFP/Getty Images

Julio González Rebull, uno de los miembros más destacados de la Brigada 2506, falleció esta madrugada en su casa en Miami después de librar una batalla con el cáncer. Tenía 82 años.

Recordado como uno de los luchadores anticastristas más destacados, González Rebull participó en la operación de Bahía de Cochinos, el 17 de abril de 1961, dirigiendo el lanzamiento de los paracaidistas desde los aviones.

En esta 1,200 exiliados cubanos, entrenados y armados por Estados Unidos, desembarcaron en Bahía de Cochinos para derrocar al gobierno de Fidel Castro. Tres días después, los combatientes resultaron apresados por milicanos castristas. Los sobrevivientes de la Brigada fueron canjeados por alimentos y medicinas a fines de 1962, y el presidente John F. Kennedy los homenajeó a su llegada a suelo norteamericano.

“Julito era uno de los miembros más respetados por nosotros. Le daba prestigio a la Brigada donde quiera que estuviera. Era muy activo en los actos de la Brigada y se encargaba del discurso los 17 de abril”, dijo a el Nuevo Herald Humberto López Saldaña, uno de los directores de la Asociación de Veteranos de Bahía de Cochinos, Brigada 2506.

En los años 1960, también participó en el lanzamiento de armas a los rebeldes que combatieron a las fuerzas del gobierno castrista en la sierra del Escambray, en la región central de la isla.

“La Brigada 2506 pierde además de al amigo al luchador esencial por mantener en alto el símbolo y el legado que esto representa”, añadió López Saldaña, indicando que González Rebull actuó como consejero para varias directivas de la Brigada, pero nunca quiso dirigirla porque prefería ese papel.

Su hijo, Julio González Rebull, conocido como Julitín, expresó: “Mi padre decía que había venido a Estados Unidos buscando democracia y hasta que su patria no fuera libre no iba a descansar. Eso es lo triste de la muerte de él y de otros como él, que no pudieron ver la libertad de Cuba, por lo que lucharon”.

También informó que a su padre le detectaron un cáncer en el cerebro conocido como glioblastoma, una enfermedad incurable, hace 10 semanas, después que comenzara a caminar con dificultad.

Nacido en La Habana en 1936, González Rebull ejerció el periodismo desde muy joven. Su padre era dueño del diario El Crisol, que se opuso desde muy temprano al gobierno de Fidel Castro y por lo tanto fue de los primeros en sufrir el peso de la censura y la confiscación.

Llegó a Estados Unidos en mayo del 1960 y muy pronto se unió a otros exiliados cubanos que se preparaban para combatir al gobierno castrista desde los campos de entrenamiento en Centroamérica. Tenía entonces 23 años.


Su primer trabajo en Estados Unidos fue como vendedor de la Firestone Tire and Rubber Company, donde más tarde desarrolló una exitosa carrera que detuvo porque no quiso mudarse a Ohio donde le ofrecían una promoción.

“Le tenía terror al frío”, contó su hijo, indicando que su padre más tarde comenzó un negocio de ventas de gomas.

Su verdadera carrera, sin embargo, la desarrolló en publicidad, relaciones públicas y comunicaciones como fundador de la compañía JGR & Associates, que vendió en 1997. Más tarde se mantuvo activo hasta los últimos tiempos como consejero en comunicaciones.

juliorebull4.jpg
Brigada 2506 Cortesía

“Mi padre era conocido por tener una habilidad única de crear relaciones con todo tipo de personas; no era inusual escuchar a muchos decir: ‘Yo soy amigo de Julito’ ”, apuntó su hijo.

Muchas personalidades de la comunidad han expresado su pesar por el fallecimiento de González Rebull y han dado sus condolencias a la familia en las redes sociales.

El ex representante Lincoln Díaz-Balart escribió en su cuenta de Twitter: “Descansa en paz, mi amigo Julio González Rebull. Un gran hombre, un extraordinario patriota”.

La comisionada de Miami-Dade Rebeca Sosa dijo en la misma red social: “Siempre lo recordaremos por su dedicación a la causa por la libertad y democracia tanto como veterano de la Invasion de Bahía de Cochinos y como activista en la comunidad”.

Además de su hijo Julitín, a González Rebull lo sobreviven su esposa Annie, con quien estuvo casado 33 años, y los hijos de ella, a quienes consideraba como suyos, ocho nietos y dos bisnietos.

El velorio será el martes 8 de enero, de 6 a 9 p.m., en Memorial Plan Westchester, 9800 SW 24 Street. Una misa católica en su memoria se llevará a cabo el miércoles 9 de enero a las 12 del mediodía en la iglesia católica St. Peter & Saint Paul, 900 SW 26 Road, y el entierro en el Miami Memorial Park, 6200 SW 77 Ave.

Se pueden hacer donaciones en su memoria a la Liga Contra el Cáncer.

Siga a Sarah Moreno en Twitter: @SarahMorenoENH.

Sarah Moreno cubre temas de negocios, entretenimiento y tendencias en el sur de la Florida. Se graduó de la Universidad de La Habana y de Florida International University.


  Comentarios