Sur de la Florida

Cerveceras artesanales de Miami sienten efectos del cierre parcial del gobierno

J. Wakefield Brewing

Eddie León, cofundador de M.I.A. Beer Company en Doral, dice que lleva varios meses trabajando en una nueva sangría.

Sí, sangría. León dice que la ola de cervezas artesanales que ayudó a lanzar su compañía está chocando con el gusto cambiante de los millennials, quienes han comenzado a abandonar esas cervezas por otras bebidas, igualmente artesanales, como agua de Seltz con alcohol, dice León.

Pero la sangría, llamada sencillamente, M.I.A. Sangria, no saldrá a la venta mientras no se reanuden las labores del gobierno federal.

Eso se debe a que una agencia de la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF) controla las licencias..

“Nuestros abogados estaban listos para enviar toda la información el mes pasado, pero no hemos podido terminar el proceso”, dijo León. “En este momento no sabemos cúando podremos lanzar el producto”.

La Oficina de Tributación de Alcohol, Tabaco y Comercio de la ATF, con sede en Washington, conocida como TTB, aprueba las solicitudes de producción de nuevas cervezas, vinos y licores. También está a cargo de aprobar nuevas etiquetas de productos con alcohol que los productores quieren comercializar en otros estados.

Los empleados de la TTB fueron cesados desde el 22 de diciembre. El miércoles, las discusiones entre demócratas y republicanos para superar el estancamiento no llegaron a nada.

La Asociación de Cerveceros, un grupo que representa a productores de bebidas artesanales, ha aconsejado a sus miembros que “se preparen para que el proceso de aprobación de permisos y etiquetas demore más de lo normal. Además, deben saber que cuando el gobierno reanude sus labores pudiera haber atraso, así que las cerveceras deben tener eso en cuenta en sus planes”.

Jonathan Wakefield, fundador de J. Wakefield Brewing en Wynwood, está molesto. Conocido por emitir tres o cuatro notas de prensa al mes, Wakefield dijo que pudiera perder decenas de miles de dólares como resultado de la situación. En este momento están por aprobarse: una cerveza tipo Hefeweizen, dos India Pale Ales, dos tipo Lager y una tipo Ttout.

“No podemos enviar nada a nuestros mercados en otros estados: Nueva York, Boston y California”, dijo.

Como resultado, afirmó, también demorar el lanzamiento de nuevos productos en su propio bar.

En la Florida hay ahora más de 240 cerveceras artesanales, según la Asociación, que en total tienen un impacto económico de $3,000 millones. León dijo que conoce de por lo menos cuatro cerveceras en Miami que están abriendo nuevos locales o nuevas operaciones.

Si cualquiera de ellas está esperando por autorizaciones, no recibirán una respuesta hasta que la TBB reanude sus labores, según la página electrónica de la agencia.

Lo mismo sucede para cualquiera que haya solicitado un préstamo. Según la Asociación, si una cervecera “está en proceso de solicitar un préstamo a un banco o cooperativa de crédito, probablemente no consigan la información que necesitan del gobierno federal para procesar el préstamo”.

Tony Meneses, portavoz de Descarga Brewing Co., que planea abrir en North Miami este año, dijo que la empresa ahora teme que el atraso en las solicitudes demore su debut.

“No tenemos idea de cuándo será”, dijo.

Pero no todas las cerveceras locales han sido afectadas. Portavoces de Funky Buddha Brewery en Oakland Park, y Wynwood Brewing Co. y Concrete Beach en Wynwood dijeron que no han sufrido ningún efecto de la cesantía de los empleados federales.

Pero John Linn, director de mercadotecnia de Funky Buddha, dijo que aunque ha recibido autorización para productos que planeaba lanzar a principios del 2019, si el cierre de operaciones se prolonga, entonces probablemente la cervecera resulte afectada. Funky Buddha es famosa por sus cervezas con sabores poco comunes, como tocineta y jalapeño.

“En dependencia de cuánto tiempo dure, nos pudiera afectar a todos los que solicitamos autorizaciones que exige la ley”, dijo Linn en un correo electrónico. “Esperamos minimizar cualquier impacto y observaremos la situación de cerca”

Con la colaboración de Lisa Gutiérrez

  Comentarios