Sur de la Florida

Policía de Miami le dispara por accidente con pistola Taser a su compañero

Agente de policía dispara accidentalmente con una pistola taser a otro agente

Un video compartido en redes sociales el 12 de junio de 2019 muestra un agente de policía accidentalmente disparando con una pistola taser a otro agente.
Up Next
Un video compartido en redes sociales el 12 de junio de 2019 muestra un agente de policía accidentalmente disparando con una pistola taser a otro agente.

Los videos que se toman con los teléfonos celulares se han convertido en una poderosa herramienta para documentar las abusivas tácticas de la Policía en todo el país. Sin embargo, un incidente en el que se vieron involucrados dos agentes de la Policía de Miami podría redefinir el género.

En el video, que rápidamente se volvió viral por todo el sur de la Florida, pueden verse dos agentes cuando forcejean con un sospechoso en una calle de La Pequeña Habana, y en determinado momento, uno de los dos le dispara accidentalmente al otro a quemarropa con una pistola Taser. El agente herido se desploma de golpe como un árbol que se cae.

La narración de la mujer que filmó el incidente añade el toque de sorpresa. Desde luego que no había nada cómico en la situación por la que pasaban los dos agentes, quienes luchaban con un sospechoso de comprar cocaína en piedra en el área. En el reporte del arresto, la Policía dijo que tuvieron que dispararle dos veces con la pistola Taser para poder arrestarlo. En el reporte se identifica a los agentes solo por sus apellidos e iniciales, E. Rodríguez y G. Casiano, que resultó impactado en el brazo por el disparo eléctrico del Taser.

El video se colgó en la página de Instagram de onlyindade, una popular cuenta donde aparecen los más absurdos incidentes que quedan captados en video por todo el Condado Miami-Dade. No se sabe con certeza quien grabó el video.

Según la Policía, el incidente ocurrió en La Pequeña Habana el 4 de enero, cuando los patrulleros vieron a Rigoberto Castillo, de 26 años, comprar cocaína en piedra cerca de la esquina de la avenida 10 y la calle 4 del suroeste. Cuando los policías llevaban a Castillo al auto patrullero, dijeron verlo dejar caer al suelo una pipa de cristal.

Según el reporte del arresto de Castillo, los agentes se vieron obligados a sacar sus pistolas Taser para poder controlar a Castillo. Dijeron que le dispararon en la parte baja de la espalda y en el abdomen. Cuando trataban de meterlo en el auto patrullero, Castillo siguió forcejeando, y tuvieron que ponerle una correa que se usa para amarrar las piernas de los detenidos.

Castillo fue acusado de posesión de cocaína, resistirse al arresto con violencia y posesión de parafernalia de droga.

  Comentarios