Sur de la Florida

‘Como una zona de guerra’: Explosión en centro comercial de Broward deja una veintena de heridos

Una posible fuga de gas causó una potente explosión el sábado en un centro comercial de Broward que dejó una veintena de heridos y conllevó a una extenuante misión de búsqueda y rescate de otros que pudieran estar atrapados bajo los escombros.

El estallido se produjo en Fountains Shops, ubicado en 1041 S University Dr, Plantation, al norte de Miami. Posiblemente originó en una pizzería vacante, que se encuentra en proceso de renovación, cercana a un gimnasio LA Fitness, pero las autoridades no lo han confirmado aún.

“Gracias a Dios, en este momento, nadie ha muerto”, dijo el subjefe de Bomberos de Plantation, Joel Gordon. “Siendo la situación tan mala como es, pudo haber sido bastante peor”.

Las autoridades dijeron que 23 personas resultados heridas. Entre estas, figuran dos que sufrieron heridas de gravedad y fueron trasladadas al Broward Health Medical Center.

La explosión ocurrió cerca del gimnasio LA Fitness, ubicado dentro del centro comercial, y las imágenes recogidas por los canales locales muestran la estructura severamente dañada y con vidrios rotos o arrancados de la edificación, así como escombros desperdigados por el estacionamiento.

GasExplosion three mhd mjo
La Policía acordonó la zona por medidas de seguridad. Matias Ocner mocner@miamiherald.com



Los pasmados clientes que ejercitaban en LA Fitness evacuaron el edificio con calma, al sonido de las alarmas de seguridad. Algunos de ellos parecían heridos.

James Morrison estaba dentro del gimnasio durante el estallido. “Era un día normal. [...] De pronto, sientes como una fuerza que viene hacia ti y te das cuenta de que hay un problema. Inmediatamente, empezaron a caer partes del techo y se llenó de humo”, dijo al canal NBC 6.

“Que yo sepa, todo el mundo pudo salir. Fue un proceso lento. Algunos de los miembros del gimnasio ayudaron a otros. Pero todos parecieron poder salir”, agregó Morrison.

Las autoridades hallaron líneas de gas rotas entre los escombros. Un equipo de rescate técnico del Condado de Broward fue enviado al centro comercial y los bomberos buscaban con perros de rescate entre los escombros a más víctimas de la explosión. No obstante, “creemos que hemos encontrado a todos”, señaló Gordon.

También estuvieron presentes investigadores federales de incendios y explosivos.

Un funcionario de construcción de Plantation revisó el daño de las estructuras circundantes y determinaría si son habitables.

Las calles aledañas fueron cerradas al tráfico vehicular por la Policía de Plantation, que mantiene acordonada la zona.

“Todas las tiendas y negocios en el área de Fountains Plaza y de Plantation Marketplace Plaza cerca de LA Fitness permanecerán cerradas hasta nuevo aviso, hasta que el personal de bomberos pueda determinar que es seguro regresar”, informó el cuerpo policial en su cuenta de Twitter.

B13A1819JSP
Personal de emergencia lleva a un herido en camilla al hospital. Joshua Prezant For the Miami Herald



La explosión parece haberse originado en el Pizzafire, dijo el testigo Michael Lind, un contratista y exbombero que ayudó a evacuar a personas de negocios cercanos. Comentó que la fuerza de la explosión destrozó las ventanas de los negocios y causó el colapso del techo del gimnasio.

Lind dijo que olía a gas y que algunas personas sangraban.

“Era como una zona de guerra”, describió el contratista. “He visto edificios explotar en el pasado, pero nunca lo he visto así. Había muchos escombros. La chapa metálica estaba torcida. Hubo mucha energía tras esa explosión”.

Algunos vecinos de la zona dijeron haber escuchado una estruendosa explosión, seguida por una fuerte sacudida.

“Sentimos que todo el edificio temblaba. Los techos comenzaron a colapsar, las ventanas volaron”, comentó Cristina J., una empleada de LA Fitness que estaba en la sección de cuidado infantil y rehusó dar su apellido.

Ella vio dos luces brillantes en el momento de la explosión, que inmediatamente impulsó a miembros del gimnasio a buscar la salidas. Los padres se apresuraron para recoger a sus hijos. No hubo gritos ni empujones, dijo, pero “todos intentaban salir”.

El centro comercial cuenta con más de medio centenar de tiendas y restaurantes, entre estos, Kohl’s, Marshall’s, Red Lobster y el dañado LA Fitness.

El reportero de el Nuevo Herald Lutaro Grinspan y agencias cablegráficas colaboraron con esta información.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios