Sur de la Florida

Colombianos en Miami temen nueva espiral de violencia tras alzamiento de ex guerrilleros

Ex negociadores de paz de las FARC dicen que se están rearmando

Un grupo de las FARC encabezado por Iván Márquez anunció que tomarán las armas nuevamente luego de lo que consideraron el fracaso del presidente Iván Duque para garantizar sus derechos políticos después de la firma de un acuerdo de paz histórico.
Up Next
Un grupo de las FARC encabezado por Iván Márquez anunció que tomarán las armas nuevamente luego de lo que consideraron el fracaso del presidente Iván Duque para garantizar sus derechos políticos después de la firma de un acuerdo de paz histórico.

Colombianos en Miami temen que el alzamiento en armas anunciado por ex guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) podría desatar de nuevo una espiral de violencia en ese país sudamericano, que logró un acuerdo de paz después de un conflicto armado de más de 50 años.

“Va a venir una acción de hostilidades terroristas en simultáneo con el ELN (Ejército de Liberación Nacional), vienen acciones de secuestro, de extorsión”, dijo el presidente de la Federación Nacional de Víctimas de las FARC, Herbin Hoyos a el Nuevo Herald.

El anuncio del ex comandante de las FARC Iván Márquez también fue visto como una estrategia para imponer la llamada unificación socialista del proyecto bolivariano venezolano en Colombia y Ecuador.


Hoyos dijo que al unirse con el ELN, se “llevará a cabo una estrategia que ellos han denonimado la unificación socialista del proyecto bolivariano que es correr la frontera de Venezuela hacia Colombia, unir a Colombia imponiendo al socialismo del Sixlo XIX y seguir trabajando a Ecuador para unir los tres países en ese proyecto”.

“El régimen de Nicolás Maduro está totalmente inmerso en esta situación de manera directa porque las FARC son parte ahora del famoso cartel de los Soles que es el que realmente maneja ya desde Venezuela todo el proyecto narcopolítico del socialismo”, denunció.

Detalló que eso incluye exportación de drogas, el fortalecimiento de las milicias y unificación de fuerzas para el “control de masas y control de territorio en la frontera”.


“Por eso este anuncio no lo podemos ver como un hecho aislado y es parte del Foro de Sao Paulo”, enfatizó el activista, que se encuentra en Miami promocionando un referendo para crear una nueva sala en la Corte Suprema de Justicia que reemplace a la Justicia Especial para la Paz (JEP), entre otras reformas.

La JEP fue creada para investigar, esclarecer, juzgar y sancionar las violaciones graves a los derechos humanos y otros delitos graves que se cometieron durante el conflicto armado.

Márquez dijo en un video divulgado en Youtube que ha “comenzado la segunda Marquetalia (cuna histórica de la rebelión armada) bajo el amparo del derecho universal que asiste a todos los pueblos del mundo de levantarse en armas contra la opresión”.


El ex jefe negociador del acuerdo de paz, acompañado por Jesús Santrich, prófugo de la justicia colombiana, y Hernán Darío Velásquez alias El Paisa, dijo que “la trampa, la traición y la perfidia, la modificación unilateral del texto del acuerdo, el incumplimiento de los compromisos por parte del Estado, los montajes judiciales y la inseguridad jurídica, nos obligaron a regresar al monte. Nunca fuimos vencidos ni derrotados ideológicamente, por eso la lucha continúa”.

Y anunció que coordinará “esfuerzos con la guerrilla del ELN y con aquellos compañeros y compañeras que no han plegado sus banderas”.

Hoyos dijo que eso es parte de una estrategia diseñada desde un principio “ya que las FARC utilizaron el acuerdo de paz para al mismo tiempo estar negociando y continuar delinquiendo”.

Acusó a Santrich, a Marlon Marín, a Márquez y a El Paisa de ser narcotraficantes y que al estar delinquiendo después de la firma del acuerdo, saben que no tienen otra opción que retomar las armas porque al cometer el delito de narcotráfico eso los expone a la extradición a EEUU.


“Incumplieron con el acuerdo de paz y ahora nos quieren hacer creer a la sociedad colombiana que fue el Estado, el gobierno”, expresó.

El activista colombiano Fabio A. Andrade manifestó preocupación por el nuevo alzamiento de los ex comandantes de las FARC y consideró que habrá conflictos porque las fuerzas armadas tienen que defender a Colombia de esta nueva insurgencia.

“Ellos son los que están diciendo que van a tomar las armas, Colombia tiene que defenderse y las fuerzas militares van a defender la patria. Ellos son los que están guiando a la patria para otros conflictos”, dijo a el Nuevo Herald.

Andrade también comentó que con esta situación se confirma que el cartel de los Soles “se siente fortalecido porque en Venezuela es donde está esta guerrilla y estos delincuentes”.


El cartel de los Soles está conformado por militares y altos funcionarios del régimen de Maduro y controla las operaciones de droga en Venezuela, según fuentes judiciales.

“Ellos (los ex comandantes de las FARC) no lo harían (alzarse en armas) si no tuvieran el apoyo del cartel de los Soles de Venezuela y todos los análisis confirman de que ellos salieron por Venezuela y que todos los capos del ELN están en ese país”, dijo Andrade.

A su vez la organización de Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex) expresó su rechazo al anuncio de Márquez y aseguró que lo hizo desde territorio venezolano con la protección del régimen de Maduro.

“La guerrilla colombiana siempre ha tenido en la dictadura socialista que impera en Venezuela un aliado que le ha brindado el territorio venezolano para sus operaciones y lo ha financiado logísticamente y con dinero, lo cual ha sido un foco de desestabilización no solo para Colombia sino también para la región”, aseveró Veppex, con sede en Miami.

Consideró que ante la inminente activación de los “grupos narcoterroristas de las FARC y el ELN, para realizar operaciones sangrientas en Colombia con la ayuda del régimen de Maduro, se activen los protocolos de defensa de la región y se acelere el proceso de activación del (tratado militar) TIAR en el seno de la Organización de Estados Americano (OEA)“.

Instó a la presidencia interina de Juan Guaido a tomar decisiones que permitan agilizar la solicitud de una fuerza militar para “desalojar y derrotar a los criminales que se encuentran en territorio venezolano”.

Periodista y editora con especialización en América Latina, judicial, negocios y temas locales relacionados con la comunidad latinoamericana. Gran parte de su carrera la desarrolló en agencias internacionales de noticias. Su trabajo de investigación “Emigrar a la muerte: Venezolanas asesinadas en Latinoamérica” recibió los premios 2019 FSNE y SPJ Sunshine State.
  Comentarios