Sur de la Florida

Capturan a peligroso prisionero que escapó de hospital psiquiátrico de Broward

Crime Stoppers en Broward County

Si has sido testigo de un crimen, puede enviar información confidencial a los Crime Stoppers de Broward County. Podrías recibir una recompensa.
Up Next
Si has sido testigo de un crimen, puede enviar información confidencial a los Crime Stoppers de Broward County. Podrías recibir una recompensa.

John Ireland, de 33 años, un hombre con muchos tatuajes en la cara, entre ellos uno que al parecer decía la palabra muerte, que había escapado de un hospital estatal del sur de la Florida el miércoles por la noche, fue capturado a las 7:30 a.m. del jueves por la policía del Condado Broward (BSO) en Oakland Park. La captura tuvo lugar después que un ciudadano reconoció su imagen por las noticias, y llamó a las autoridades, dijo la policía de Pembroke Pines. Ireland será acusado de haber escapado de una institución mental.

El departamento acudió a las redes sociales, donde compartió una fotografía del “prisionero que escapó”. Ireland fue descrito como un hombre de seis pies y cinco pulgadas y de 200 libras de peso.

La policía se presentó en el hospital mental, localizado en el 800 E. Cypress Drive, en Pembroke Pines a alrededor de las 6:45 p.m. Ireland, quien según la policía padece de esquizofrenia y tiene un amplio historial de conducta violenta, huyó subiendo a una cerca aproximadamente a las 4 p.m.

Las autoridades comenzaron enseguida a buscar a Ireland, que fue visto por última vez con camisa negra pantalones negros, pero los esfuerzos fueron infructuosos.

Según documentos judiciales, Ireland fue arrestado bajo cargos de robo con un arma, agresión con agravantes con un arma mortal, posesión de cocaína, y posesión de parafernalia de drogas en octubre de 2017.

De acuerdo con la policía, Ireland robó una lata de Enfamil valorada en $11.99 de una minitienda y, cuando el cajero lo confrontó, lo amenazó con una navaja. El sujeto ha entrado y salido de la cárcel en innumerables ocasiones.

En julio de este año, un juez determinó que Ireland era “incompetente para ser encausado”, y fue puesto bajo el cuidado del Departamento de Niños y Familias de la Florida (DCF). De acuerdo con la orden, Ireland debía estar ingresado en una institución mental.

“Si alguien lo ve, NO SE ACERQUE a él”, dijo la policía. “Llame al número 911 de inmediato”.

  Comentarios