Sur de la Florida

Cosmopolitismo y espiritualidad en la muestra de pintor miamense en St. Thomas University

La pieza ‘Sirach 10:14’, acrílico sobre lienzo, de Emilio Héctor Rodríguez.
La pieza ‘Sirach 10:14’, acrílico sobre lienzo, de Emilio Héctor Rodríguez. el Nuevo Herald

Miami ha llegado a ser para el pintor espirituano Emilio Héctor Rodríguez la ciudad que siempre soñó. Aquí trajo a vivir a su familia en 1982 y aquí nacieron y se criaron sus dos hijos.

“Disfruto además la comida de los distintos países y las anécdotas de quienes frecuento, y desde luego, los acentos de los de habla hispana, que ya identifico. ¡Y qué decir de mis amigos rusos, canadienses, franceses, chinos, haitianos e italianos!”’, reconoció Rodríguez.

Desde el punto de vista artístico nada le enriquece más que el ambiente cosmopolita y multicultural de Miami. “¿Acaso no fue eso lo que me llevó a presentar en el Koubek Center del Miami Dade College la exhibición Sincretismo de formas, donde estuvimos presente 10 artistas del “7 Plus One Art Project” que fundé y dirijo desde el 2010? Allí participamos artistas de Cuba, Venezuela, Colombia, El Salvador, México y Canadá y nos fundimos todos en una mezcla sincrética de diversos estilos estéticos dentro del mundo de la abstracción. Para mí, Miami es eso: una ciudad culturalmente sincrética donde no solo nos mezclamos sino que nos fundimos para darle paso a esa nueva especie que somos los miamenses”, señaló.

Ecclesiasticus es la segunda exhibición que Rodríguez está presentando sobre los Libros de la Sabiduría. “Soy católico, pero en realidad mi interés en los Libros de la Sabiduría es llamar la atención del público sobre su mensaje. No tanto desde el punto de vista religioso, sino como mensaje de vida, que lo mismo puede entender y asimilar un cristiano, un judío, un musulmán y hasta un ateo. Creo que esos libros encierran recomendaciones dirigidas al ser humano sin importar a qué fe pertenece”, dijo.

La serie Sirach, que compone esta muestra, consta de 16 cuadros. Además ha incluido algunas piezas de la serie Eclesiastés, como complemento y continuidad del proyecto sobre los Libros de la Sabiduría. Para este pintor la espiritualidad es lo primordial en sus obras, y según él, muchos pintores le han asignado al arte ese don espiritual, como Wassily Kandinsky en su obra Concerning the Spiritual in Art.

Aunque la pintura abstracta se ha convertido en su pasión desde el 2007, Rodríguez admite que ha tomado fotos con un interés artístico desde los 16 años, pero no fue hasta enero del 2013 que exhibió su trabajo fotográfico.

“Acabo de exhibir en The Cuban American Phototheque y me han otorgado el honor de ser admitido en ese grupo. Es un gran estímulo para seguir cultivando este género. En los foto-collages mezclo mis fotos con la pintura abstracta como queriendo abrazar el nuevo género con mi gran pasión, que es el abstracto. Además estoy pintando abstracto sobre las fotos y también las he exhibido”, afirmó.

Las figuras y los desnudos a lápiz son algo que el pintor hace al margen. “La figura femenina me inspira y siempre seguiré cultivando el desnudo, aunque como divertimento más que como proyecto pictórico”, aclara, y revela que actualmente trabaja el acrílico. “La experiencia de usar la pintura muy diluida en agua y aplicar capas sobre capas me permite recrear mi obra con un sentido muy personal”.

Aunque admira a muchos pintores, dos de ellos son sus favoritos: Renoir, con sus Muchachas al piano y Monet con sus Ninfeas. Además, para su incursión dentro del mundo del abstracto, fue fundamental la obra de Helen Frankenthaler.

El artista tiene obras en la colección privada de Gonzalo Antón en Mendoza, Argentina, y dos que participaron en la muestra Imágenes y Pinceladas de América en el Museo de Arte Contemporáneo del Mercosur en Buenos Aires; en la Galería Arte Libre en Concepción, Paraguay, y en una colección privada en Cancún, México, entre otras. Además de haber participado en exhibiciones en Lima, Perú, París y Sevilla este año. En Seúl, Corea del Sur, lo representa BELLARTE, institución que incorpora artistas iberoamericanos en Corea, China y Japón.

Ecclesiasticus, hasta el 16 de enero 2015, Saint Thomas University, 16401 NW 37 Ave., Miami Gardens, (305) 625-6000.

elemaga@hotmail.com

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios