Sur de la Florida

Condado de Florida insta a empresa cumplir promesa de invertir en la zona

Un condado del centro de Florida, donde casi la mitad de la población es hispana, instó este martes a uno de los principales fabricantes de armas de fuego a nivel mundial a cumplir un contrato en el que se compromete invertir millones en la zona.

En una carta, los representantes del gobierno de Osceola, que cuenta con el porcentaje más alto de desempleo en la región, pidieron a la Armería Colt cumplir con los acuerdos de su contrato de alquiler de un edificio, propiedad del condado, y que serviría como sede regional de la empresa en el estado de Florida.

La puesta en marcha también de una fábrica de armas de fuego en el local, según representantes del condado, se convertiría así en una fuente de empleo vital para ese condado, vapuleado por la crisis de vivienda y donde el 6 % de la población continúa en el paro, según las cifras más recientes del Departamento de Oportunidades Económicas de Florida.

Osceola busca, según lo convenido, que Colt pague el alquiler del edificio de 16 mil pies cuadros, realice las mejoras que prometió y que además pague el seguro de propiedad. De no hacerlo, los comisionados del condado amenazan con rescindirle el contrato.

“El condado Osceola hizo una inversión considerable para traer a Colt a Florida”, dijo el comisionado Fred Hawkins en una declaración enviada este martes.

“No es justo para nuestros ciudadanos dejar un pedazo de bienes raíces tan preciado vacío, especialmente cuando la economía está mejorando y nos sentimos confiados en que podremos encontrar otros socios que crearían trabajos bien pagados”, aseveró.

Como parte del acuerdo, Osceola gastó cerca de medio millón de dólares para lograr atraer a la fábrica de armas de fuego, que a su vez, recibió incentivos estatales de unos 250 mil dólares para mejoras al inmueble.

A cambio, la armería invertiría unos 2,5 millones de dólares en la propiedad y crearía 63 empleos para finales de 2015. De ser cancelado el contrato, Colt deberá devolver al estado el dinero que recibió como parte del estímulo.

En diciembre del 2011, el gobernador de Florida Rick Scott anunció la llegada de la armería Colt a Florida durante un evento en el que estuvo acompañado por el presidente y director ejecutivo de Colts Manufacturing Company, el teniente general retirado William M. Key.

Durante el acto, Scott aseguró que la armería sería una fuente de empleo para los hispanos en Osceola.

“Hemos sido muy pacientes y hemos trabajado incansablemente con Colt para traer su sede regional aquí”, aseguró la comisionada hispana Viviana Janer.

“Es lamentable que no hayan sido capaces de cumplir sus compromisos. Al menos Colt debe cumplir con su contrato y si ese no es el caso, tenemos que tomar la acción apropiada para avanzar y crear los empleos que nuestra comunidad necesita”, concluyó.

  Comentarios