Sur de la Florida

Carlos Curbelo le contestará a Obama en el discurso del Estado de la Unión

El representante republicano por el distrito 26 del estado de la Florida, Carlos Curbelo. Foto de archivo.
El representante republicano por el distrito 26 del estado de la Florida, Carlos Curbelo. Foto de archivo. El Nuevo Herald

La republicana Joni Ernst, la primera mujer veterana de guerra en el Senado, dará la réplica el próximo martes al discurso sobre el Estado de la Unión del presidente, Barack Obama, mientras que la contestación en español correrá a cargo del congresista Carlos Curbelo.

Esta es la segunda vez que los republicanos eligen a una mujer para tratar de conquistar el voto femenino, que respaldó mayoritariamente a Obama frente a su entonces rival, Mitt Romney, en los comicios presidenciales de 2012.

En un esfuerzo de ganar también el apoyo del electorado hispano, los republicanos han anunciado que el congresista por Florida, Carlos Cubero, de 34 años, se encargará de dar la réplica en español, según un comunicado publicado por los líderes republicanos del Congreso.

Curbero, que ganó el escaño por Florida en la Cámara de Representantes en los comicios del pasado noviembre, es una “nueva voz que aporta una visión positiva para el futuro y la prosperidad” del país, dijo en su comunicado el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner.

Curbelo consideró “un verdadero privilegio” dar la réplica en español y señaló que los republicanos deben insistir en la necesidad de una “política exterior fuerte” que reconozca la necesidad del liderazgo de Estados Unidos en “un mundo cada vez más peligroso”.

Por su parte, la senadora, de 45 años y que combatió en Irak, conquistó en las pasadas elecciones Iowa, estado que en 168 años nunca había elegido a una mujer ni para el Congreso ni para la Gobernación.

Entonces, se convirtió en la primera mujer que ocupaba un escaño en la Cámara Alta después de haber combatido en una guerra y ahora los republicanos quieren que sea la primera senadora recién elegida que replica al presidente del país.

Ernst, a la que algunos comparan con la exgobernadora de Alaska Sarah Palin y que está casada y tiene una hija, entró en 1992 en la Reserva del Ejército para pasar, en 2001, a la Guardia Nacional y después a formar parte de las Fuerzas Armadas en la guerra de Irak.

En concreto, en 2003, dirigió como comandante una compañía en Kuwait e Irak y, durante la operación ‘Libertad iraquí' lideró la compañía 150 del estado de Iowa dentro del Ejército de la Guardia Nacional.

Ernst, “madre, granjera y soldado”, se convirtió en una de las caras más conocidas de la campaña electoral de estas legislativas, sobre todo por un vídeo en el que dice haber sido criada en una granja y estar acostumbrada a castrar cerdos, que ha dado la vuelta al mundo.

“Crecí en una granja castrando cerdos, así que cuando vaya a Washington sabré cómo cortar carne”, decía en un vídeo electoral que se convirtió en viral en las redes sociales, y en el que acusa a los políticos de Washington de despilfarrar.

“Es un verdadero honor dar el discurso republicano. Hay un largo camino de la ciudad de Red Oak, en Iowa a Washington, D.C. Pero ahora que estoy aquí, estoy emocionada de trabajar con el fin de diseñar e implementar soluciones reales para trazar un nuevo camino para nuestra gran nación”, dijo la senadora, según el comunicado.

En su declaración, al conocer la noticia, Ernst adelantó que en su discurso, además de criticar al Gobierno federal, hablará de economía y del Ejército.

“En este Congreso, debemos ayudar al crecimiento de una economía vibrante, procurar que nuestros veteranos reciban la atención de calidad que les prometieron y que nuestro ejército tiene las herramientas para defender la seguridad de nuestra nación”, apuntó.

El año pasado, la encargada de responder al discurso anual del presidente sobre el Estado de la Unión fue la congresista Cathy McMorris Rodgers, congresista del estado de Washington y la mujer mejor situada dentro del liderazgo republicano en la Cámara de Representantes.

Para encontrar a la última demócrata hay que remontarse al año 2008, cuando la encargada fue la exsecretaria de Salud de Obama Kathleen Sebelius que, como gobernadora de Kansas, ofreció el contrapeso demócrata a la intervención del entonces mandatario republicano George W. Bush.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios