Sur de la Florida

Equipo político de Jeb Bush se refuerza

Comenzando esta semana, se comenzó a formar el núcleo de la campaña política del ex gobernador de Florida, Jeb Bush, en Tallahassee, en caso que decida lanzar la candidatura.
Comenzando esta semana, se comenzó a formar el núcleo de la campaña política del ex gobernador de Florida, Jeb Bush, en Tallahassee, en caso que decida lanzar la candidatura. AP

Jeb Bush reforzó drásticamente esta semana su comité político, lo cual hace del mismo la mayor campaña republicana pre-presidencial.

El comité de acción política de Bush Right to Rise PAC (Derecho a Levantarse) contrató oficialmente al estratega de Iowa David Kochel y abrió una oficina central en Tallahassee donde hay por lo menos ocho empleados fijos.

Estas medidas son las más recientes en una serie de pasos agresivos que ha dado Bush en busca de dominar el crítico proceso temprano de contratar personas clave y reunir fondos de campaña.

La contratación de Kochel es un paso importante. Él dirigió la campaña de Mitt Romney en Iowa, donde se celebran las primeras primarias de la nación, en el 2008 el y 2012. Al unirse a Bush, Kochel da otra señal de que la reciente entrada de Romney en las campañas ha sido recibida con escaso entusiasmo por la élite política.

“Yo animaría al gobernador Bush a presentar su historial de éxitos y de ideas conservadoras y dinámicas ante todo el país”, dijo Kochel al Des Moines (Iowa) Register, que fue el primero en reportar su contratación el jueves.

Kochel pasaría a jugar el papel de gerente de la campaña nacional si Bush entra formalmente a las primarias, y en estos momentos todavía es una posibilidad que él se echará atrás. El brinda a Bush su experiencia con campañas presidenciales, pero está alejado de la burbuja de Washington, D.C.

Pero Bush sí se enfocó en el centro de poder de la Florida. A partir de esta semana, la incipiente operación política de Bush empezó a trabajar para su comité de acción política Right to Rise en Tallahassee, confirmando el núcleo de un equipo de campaña en el caso de que el ex gobernador de la Florida se postule para la Casa Blanca.

Tallahassee fue una opción natural para un equipo político de Bush porque está poblada de republicanos firmemente leales y de ex empleados del gobernador, empezando por la veterana asesora de Bush, Sally Bradshaw.

“Esto refleja la ética general de Jeb: un sentimiento de causa, un sentimiento de principio que él ha inspirado en otros”, dijo Brett Doster, veterano partidario de Bush y gerente de la campaña de Romney en el 2012 en la Florida.

“La gente entra a la política para ser parte de algo mayor que ellos”, dijo, “y Jeb Bush les proporcionó una salida”.

La contratación en las operaciones de Bush tuvo lugar en un momento difícil para el Partido Republicano de la Florida (RPOF).

El gobernador republicano Rick Scott ha dado a entender que él no recaudará fondos para el partido luego que el presidente del mismo seleccionado por él fuera derrotado por votantes de base del partido a inicios del presente mes. El Senado de la Florida ha sacado sus operaciones de recaudación de fondos de las oficinas centrales del RPOF.

Además, los colegas republicanos de Scott electos en la Florida — la procuradora general Pam Bondi, el director de finanzas Jeff Atwater y el comisionado de Agricultura Adam Putnam — han criticado la administración de Scott por la manera engañosa y poco sutil en que se obligó al agente policial más alto del estado a renunciar a su puesto.

Por contraste, el mandato de Bush a la cabeza de los republicanos de la Florida estuvo libre en su mayor parte de la amargura y las intrigas que están plagando en este momento al RPOF. Para muchos republicanos que recuerdan con añoranza la era de Bush, la ubicación del PAC es un bienvenido recordatorio de que habrá días mejores para su partido en Tallahassee.

El jefe del Tampa Bay Times Washington, Alex Leary, contribuyó a este reportaje.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios