Policiales

Arrestan a policía de Florida por robar una vivienda cuyo dueño fue trasladado de urgencia al hospital

Policía de Palm Beach en servicio roba casa de anciano que había sido trasladado al hospital

El policía de Palm Beach, Jason Cooke, fue arrestado el jueves en cargos de hurto y robo de gran cuantía con un arma de fuego por haber robado una vivienda en Boynton Beach después que el dueño fuera llevado en ambulancia a un hospital, donde fina
Up Next
El policía de Palm Beach, Jason Cooke, fue arrestado el jueves en cargos de hurto y robo de gran cuantía con un arma de fuego por haber robado una vivienda en Boynton Beach después que el dueño fuera llevado en ambulancia a un hospital, donde fina

Después de que un moribundo hombre de 85 años fuera trasladado a un hospital del sur de la Florida, un agente de policía de Palm Beach aprovechó para entrar a la casa de la víctima, hurgar entre las pertenencias y robarse todo lo que encontrara de valor.

Jason Cooke fue arrestado al ser acusado de hurto y robo de gran cuantía con un arma de fuego, cinco semanas después de que la familia de Moe Rosoff descubriera la casa robada y mostrara a las autoridades el video de vigilancia que claramente captaba a un policía uniformado revisando cuidadosamente la vivienda.

Según reportes del canal Local10, la familia de Rosoff llamó a la policía el 12 de septiembre porque el anciano se había caído en su casa de Boynton Beach y se había golpeado la cabeza. Rosoff vivía solo y decidió quedarse en su hogar mientras el huracán Irma pasaba cerca de Florida.

Cuando los policías llegaron a chequear su estado de salud, encontraron al octogenario inconsciente en el piso del cuarto principal de la casa. Rosoff fue llevado al Delray Medical Center, donde murió horas después.

Más de una hora después, el agente Cooke habría entrado a la vivienda de Rosoff luego de haber escuchado el código para desactivar la alarma por la radio policial y según los familiares de la víctima, se llevó dinero en efectivo, joyas y varios medicamentos recetados.

El robo fue reportado el 20 de septiembre, pero el arresto fue postergado hasta el 19 de octubre supuestamente para que el agente pudiera ingresar en un programa de rehabilitación para la adicción a las drogas.


“Nos dijeron que el oficial Cooke negó el delito al principio, pero después de que se le mostró el video, lo admitió. En la patrulla del Sr. Cooke había un frasco de prescripción de 2016 que contenía Vyvanse, un estimulante del sistema nervioso central; 47 píldoras de Tramadol Hydrochloride, un analgésico fuerte (con 3 marcas diferentes); Proclorperazine Maleate, un fármaco antipsicótico; y Carisoprodol (Soma) un relajante muscular”, indicó la familia de la víctima en un comunicado al que tuvo acceso WPBF.

La familia mencionó que no todas esas medicinas fueron tomadas de la casa de Moe Rosoff por lo que creen que ese no sería el primer delito del agente.

Jason Cooke hizo su primera aparición en corte el martes y el juez le fijo una fianza de $28,000, pero después deberá permanecer en arresto domiciliario. Al oficial también se le ordenó que entregara todas sus armas y continuará con su tratamiento de rehabilitación por las drogas.


Mientras la familia de la víctima asegura que el agente Cooke se encuentra bajo suspensión temporal con derecho a recibir su salario, el departamento de policía de Palm Beach no ha querido especificar el estatus actual de Cooke como empleado.

“Desafortunadamente, a veces un empleado toma una mala decisión que conduce a una mala conducta. Esta mala conducta fue reportada, investigada y posteriormente se determinó que es de naturaleza criminal, lo que resulta en las acusaciones”, indicó el departamento policial en un comunicado.

Siga a Johanna A. Álvarez en Twitter: @Jalvarez8

  Comentarios